Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nokia realiza la primera prueba comercial de IoT en Finlandia utilizando la tecnología NB-IoT

Nokia ha probado la tecnología Internet de las Cosas de Banda Estrecha (NB-IoT) en la red comercial 4G del operador finlandés Sonera para acelerar la creación de un sistema de IoT, y proporcionar soporte al creciente número de dispositivos conectados a IoT.
Las redes LTE 4G actuales están optimizadas para la conectividad a Internet y el 'streaming' de vídeo a teléfonos inteligentes, tabletas y otros dispositivos portátiles. En el mundo de la IoT, las redes necesitarán soportar miles de millones de máquinas remotas que requerirán conectividad instantánea para registrar y compartir datos con sectores como los de atención sanitaria, energía, fabricación, agricultura y transporte.
"El soporte del mundo programable, en el que miles de millones de personas, dispositivos y cosas están conectados a través de redes de alta capacidad es la piedra angular de la estrategia de Nokia", ha indicado el responsable de conectividad IoT de Nokia, Adolfo Masini.
La tecnología NB-IoT, como ha explicado la compañía en un comunicado, ha sido diseñada para cumplir estas exigencias, y proporcionar capacidad, seguridad y fiabilidad en la red utilizando las redes móviles comerciales, una gran cobertura en zonas interiores, y un bajo consumo para prolongar la vida de las baterías de los dispositivos hasta los diez años y optimizar los costes de mantenimiento.
Durante la prueba, Nokia implementó la tecnología NB-IoT para comunicar información de temperatura, humedad y presión del aire a través de la red comercial 4G de Sonera en la capital finlandesa, Helsinki. Las empresas también conectaron un dispositivo de itinerancia sobre la red comercial utilizando la tecnología NB-IoT.
Esta primera demostración mundial, como ha apuntado Nokia, pone de manifiesto como la tecnología NB-IoT permitirá a las empresas hacer un seguimiento de sus activos móviles - por ejemplo, grandes empresas de mantenimiento con flotas de vehículos con electricistas o fontaneros, o proveedores de atención sanitaria que realizan el seguimiento del estado de los pacientes cuando están fuera del hospital.
La red utilizó la tecnología de estaciones base de Nokia funcionando en la banda de frecuencias de 800 MHz para maximizar la cobertura y poder conectar dispositivos en lugares de difícil acceso. La prueba permitió velocidades de hasta 200 kbps, mostrando así cómo la tecnología puede satisfacer las exigencias del creciente número de dispositivos que requieren conectarse con ráfagas cortas para transmitir pequeñas cantidades de datos y permitir el crecimiento del mundo programable.
"La prueba demuestra cómo el uso de la actual tecnología móvil impulsará el crecimiento continuado del ecosistema de IoT para transformar todos los aspectos de la vida personal y profesional de nuestros clientes", como ha explicado el director técnico de Sonera, Jari Collin. Una prueba que para Masini, "sentará las bases para un ecosistema de IoT en Finlandia, y permitirá a Sonera explotar las enormes oportunidades que conlleva".