Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Microsoft acumula unas pérdidas de 4.020 millones con Bing

Dura competencia. Foto: EFE.cuatro.com

Microsoft trata de seguir apostando por su buscador

Microsoft está perdiendo actualmente 1.000 millones de dólares (731 millones de euros) al trimestre con Bing. La compañía no ha conseguido obtener beneficios de su buscador, que desde su estreno en junio de 2009 ha producido en total 5.500 millones de dólares (4.020 millones de euros) en pérdidas. Bing prácticamente tendría que doblar su cuota de mercado para empezar a dar beneficios.
El sector de las búsquedas online lleva varios años dominados por Google. El servicio ha conseguido eclipsar a otras plataformas de búsquedas y acapara más de la mitad de la cuota de mercado. Varios servicios se mantienen activos pero sus cuotas de mercado son muy inferiores a las de Google. Uno de estos servicios es Bing, de Microsoft.

Los de Redmond presentaron su buscador en junio de 2009. La intención era disponer de un buscador propio para integrarlo en sus productos y que se extendiese. Sin embargo, dos años después de su lanzamiento, Bing no ha podido ganar terreno a Google y sus pérdidas no paran de acumularse.

El buscador de Microsoft pierde cada trimestre 1.000 millones de dólares (731 millones de euros). Según la CNN, en el acumulado desde su nacimiento, el buscador ha perdido 5.500 millones de dólares (4.020 millones de euros).

Los datos que maneja el portal estadounidense sitúan Bing con una cuota de mercado entre los buscadores de un 14,7%. El servicio ha ido creciendo en los últimos dos años, quitando participación a servicios como Yahoo o AOL. Sin embargo, Google se ha mantenido prácticamente sin inmutarse y cuenta con un 64,8 por ciento de cuota, solo dos décimas menos respecto al 65 por ciento que tenía cuando Bing entró a competir.

La diferencia de cuota entre servicios es muy elevada y parece imposible que Bing pueda recortar a corto plazo la distancia. De momento, el servicio debería consolidarse y empezar a dar beneficios en vez de perdidas. Para ello, los analistas aseguran que Bing tendría que aumentar su cuota y situarla entre el 25 y el 30 por ciento.

Para conseguir este objetivo, Microsoft continúa apostando por su buscador y su integración en otros ecosistemas. Los acuerdos con Facebook -cuyo motor de búsqueda y mapas son de Bing- y Nokia -que va a fabricar móviles con Windows Phone- podrían ayudar a que Bing continúe aumentando su presencia. Además, el uso del navegador en diferentes productos y servicios podría aumentar su valor y ayudar a que Bing destaque por una comprensión semántica de la Red, objetivo actual de la mayoría de los buscadores.

Desde Microsoft siguen confiando en su producto y son optimistas sobre su futuro. "Nuestro desafío es que nadie se despierte por la mañana y diga: Realmente me gustaría que hubiera un motor de búsquedas mejor", ha comentado el director de Microsoft para Bing, Stefan Weitz, en declaraciones recogidas por la CNN.