Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Facebook, Twitter, YouTube y Microsoft se alían para suprimir contenido terrorista de las redes sociales

Las compañías Facebook, Twitter, YouTube --propiedad de Google-- y Microsoft han confirmado que están formando un grupo de trabajo global con el que pretenden unir fuerzas y compartir ideas para la supresión de contenido terrorista de sus respectivas plataformas sociales.
Estas grandes empresas de 'social media' responden así a la presión de gobiernos europeos y de Estados Unidos, alertados por el reciente repunte de ataques terroristas. Las compañías aseguran que van a compartir soluciones técnicas para eliminar contenido terrorista, realizar investigaciones sobre sus esfuerzos contra los discursos radicalizados y trabajar más con expertos antiterroristas, según recoge Reuters.
Según informaron las cuatro compañías a través de un comunicado, el Foro Global de Internet contra el Terrorismo "formalizará y estructurará áreas de colaboración existentes y futuras entre nuestras compañías", además de "fomentar la cooperación con empresas tecnológicas más pequeñas, grupos de la sociedad civil, académicos, gobiernos y entidades supranacionales como la UE o la ONU".
LEGISLACIÓN ENDURECIDA
La pasada semana, los líderes políticos europeos solicitaron a las compañías tecnológicas establecer un foro del sector y desarrollar tecnología y herramientas para mejorar la detección y eliminación automática de contenido extremista. Esta presión sobre las empresas ha desembocado en la posibilidad de una nueva legislación a nivel europeo, pero por el momento Alemania ha propuesto una ley que imponga a los proveedores de redes sociales multas de hasta 50 millones de euros si no logran eliminar publicaciones peligrosas con rapidez. De hecho, el Bundestag alemán prevé votar la ley esta misma semana.
Las compañías buscarán mejoras en su trabajo técnico en la línea de la base de datos creada el pasado mes de diciembre para compartir huellas dactilares únicas, que son automáticamente asignadas a vídeos o fotos de contenido extremista. Asimismo, también intercambiarán buenas prácticas sobre técnicas de detección de contenido mediante el aprendizaje automático, así como definir "un estándar de transparencia sobre métodos de alerta ante la supresión de contenidos terroristas".
AVANCES EN LA MATERIA
Este mismo mes, Facebook ofreció detalles sobre sus esfuerzos a la hora de eliminar contenidos extremistas, tras haber sido criticado desde el ámbito político por supuestamente no estar haciendo lo suficiente para detener el uso de su red social por parte de grupos terroristas para propaganda y captación.
Google también anunció medidas adicionales para identificar y eliminar contenido terrorista o de extrema violencia que esté publicado en YouTube. Twitter, por su parte, suspendió 376.890 cuentas por la promoción del terrorismo durante la segunda mitad de 2016, e incluirá en su próximo informe de transparencia algunos de sus nuevos esfuerzos para combatir el extremismo en su plataforma.
Las compañías de redes sociales afirman que trabajarán con pequeñas empresas para ayudarlas a suprimir contenido terrorista, así como con organizaciones como el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIS) para trabajar en vías para contrarrestar el extremismo y el odio 'online'.
A través de este foro, Facebook, Twitter, YouTube y Microsoft buscarán mejorar sus esfuerzos contra el terrorismo y concienciar a las organizaciones de la sociedad civil de que hagan un trabajo similar.