Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El CEO de Google excluye a Microsoft de su lista de empresas tecnológicas punteras

Eric Schmidt Googlecuatro.com

El presidente ejecutivo de Google, Eric Schmidt, ha explicado que en su opinión hay cuatro compañías que forman un grupo privilegiado que domina el actual mercado tecnológico e influye de forma significativo en el mismo. Según su denominada teoría de 'la banda de las cuatro empresas', Amazon, Apple, Facebook y Google son las compañías más punteras en la actualidad.

El mercado tecnológico está atravesando uno de sus momentos de mayor actualidad. Cada vez hay más fabricantes y agentes que compiten por dominar un sector en auge, en el que los dispositivos móviles y las redes sociales se han convertido en protagonistas absolutos.
Solo por el valor de sus acciones, Apple y Google son dos de las compañías que pueden presumir de ser referentes en el sector. Si además se atiende a sus resultados de ventas y a sus servicios se confirma que ambas son las dominadoras de mercados como los de los dispositivos móviles o la publicidad online.
En Google no esconden que son la referencia, aunque parecen tener claro que la batalla no es una cosa de dos. En concreto, el presidente ejecutivo de la compañía, Eric Schmidt, ha explicado que la cosa está entre cuatro empresas, que forma lo que ha denominado en declaraciones a All Thing Digital como 'la banda de las cuatro empresas'.
Se trata de una apreciación de Schmidt, que considera que hay cuatro empresas que compiten por despuntar en el mercado tecnológico y que son las más influyentes.
Aunque hay muchos más agentes, Eric Schmidt reduce a cuatro las compañías con capacidad para competir de forma directa. Evidentemente Apple y Google son dos de esas empresas, pero destaca la elección de las otras dos.
Amazon y Facebook son las empresas que forman parte de esa exclusiva teoría de 'la banda de las cuatro empresas'. La primera comenzó como una minorista en Internet y ha conseguido ir ganando prestigio y ampliar su modelo de negocio.
Amazon ha pasado de ser una librería online a convertirse en un referente en el campo de la fabricación de libros electrónicos y a una alternativa en el mercado 'tablet' gracias a su Kindle Fire.
Por su parte, que Eric Schmidt haya incluido a Facebook dentro de las cuatro compañías de su teoría es una gran noticia para la red social.
Eric Schmidt ha explicado que pese a atravesar un momento complicado por el pronunciado descenso de sus acciones, Facebook sigue siendo competitiva. En concreto, Schmidt ha destacado su alto número de usuarios, 1.000 millones, y el valor de poder identificarlos.
Pese a la pérdida de valor de sus acciones, el presidente ejecutivo de Google considera que Facebook tiene un gran valor gracias a herramientas de identidad como Facebook Connect, una función que otras compañías, incluso Google, han intentado imitar.
Poder usar la identidad de los usuarios en la web es fundamental y por eso Schmidt sigue viendo a Facebook como una de las cuatro compañías más influyentes en el sector tecnológico.
Según su teoría, las participantes de 'la banda de las cuatro empresas' están dirigidas por "personas inteligentes", que garantiza que seguirán siendo importantes para toda la industria.
Más allá de su influencia, la teoría del presidente de Google parece fijar las que a su juicio son las compañías que van a competir de forma directa en el mercado global de tecnología de consumo en los próximos años.
Teniendo en cuanta el valor y la filosofía de 'la banda de las cuatro empresas', parece raro que Schmidt haya dejado fuera a uno de los pesos pesados de la industria, Microsoft.
Sin embargo, el directivo de Google ha asegurado que su ausencia no es fortuita y que en su opinión Microsoft no merece estar en este exclusivo grupo.
Pese a que Schmidt considera que Microsoft está bien administrada, considera que se ha quedado por detrás en los últimos años en los mercados que actualmente marcan el sector.