Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un atropello mortal que torna en un caso de violencia contra la mujer

La muerte de Leire, una mujer de Bilbao, el pasado 8 de agosto, pareció un accidente. Un conductor la atropelló y se dio a la fuga. Sin embargo, el caso ha dado un giro y su expareja es el principal sospechoso. Debía acudir a la comisaría para estar presente en el análisis de su coche pero nunca apareció. Se cortó las venas y se tiró a las vías del tren. Ahora, el presunto asesino de Leire está en el hospital muy grave. Ella, posible nueva víctima de la violencia machista, ha dejado dos hijos huérfanos.