Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sin urgencias en Tarragona

Felipe sufrió un infarto en su casa de Tarragona, pero no pudo ser atendido en el hospital de la ciudad ya que, a partir de las cinco de la tarde, los casos de urgencias son trasladados al hospital de Bellvitge, en Barcelona, a casi 100 kilómetros. Felipe tardó dos horas en ser atendido y, aunque él ha podido contarlo, asegura que corrió un grave riesgo por los recortes económicos en Sanidad.