Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Yo soy la única culpable"

Rina M.,boliviana de 32 años,ha declarado esta mañana en la Audiencia Provincial de Barcelona acusada de matar a sus dos hijos ahogándoles en la bañera de su casa. Según sus palabras "se sentía en un pozo profundo, sin salidas" aquel domingo de abril de 2013.  Víctima de malos tratos por parte de su marido,no tenía papeles ni trabajo, iba a ser desahuciada cuando acabó con la vida de los niños. Los tres ingirieron una gran cantidad de pastillas y cuando los pequeños se quedaron dormidos les llevó a la bañera y les ahogó. Primero lo hizo con Alyson, la niña de 11 años. Después llevó su cadáver  a su dormitorio, lo metió  en la cama y lo cubrió. Luego sumergió a Andrés, de 8 años, y dejó su cuerpo en el suelo de la habitación.La mujer llamó al padre de los niños  para avisarle. La fiscalía y la acusación particular piden 40 años de cárcel y 200.000 euros de indemnización para el padre de los niños, mientras que el abogado de la mujer solicita su absolución por este doble infanticidio.