Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una treintena de subsaharianos llega a la playa de San Lorenzo, en Melilla

Una treintena de inmigrantes subsaharianos ha llegado hoy a la playa de San Lorenzo, en Melilla. Entre ellos se encontraban tres mujeres y cuatro menores. Numerosos bañistas de la concurrida playa contemplaron el desembarco de la patera y cómo la Guardia Civil se hallaba esperándoles.
Sin embargo, los inmigrantes, sabedores de que en apenas unos metros se jugaban su futuro y conscientes de que si eran detenidos en la playa se iniciaría un trámite de devolución por el que en menos de 72 horas hubieran sido devueltos a Marruecos, iniciaron una carrera en dirección a la Jefatura Superior de la Policía. Llegando allí, el trámite que se abriría sería uno de expulsión, que dura dos años, y a menudo ni siquiera se produce.
Las mujeres y los menores, sin embargo, se quedaron atrás. Por este motivo, la delegación del Gobierno de Melilla advierte y denuncia que las mafias usan a los niños como escudo para que mientras la Guardia Civil cuida de que no se caigan al agua y se ahoguen, el resto tenga tiempo suficiente para salir corriendo.