Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El temporal obliga a evacuar a cientos de personas en la costa oeste de EEUU

Llueve tanto en California que el agua busca cualquier vía de escape. Rompiendo un dique, por ejemplo, y obligando a cinco mil personas a abandonar sus casas. Evacuaciones que también se han producido en numerosas granjas. Una tarea complicada o porque los coches quedaban atrapados, o porque la furia de la tormenta provocaba destrozos como un inmenso socavón en la carretera. Complicado circular también Los Ángeles. Aquí la tierra no conseguía absorber el agua. El caos en Oregón ha llegado por la nieve. Más de 600.000 personas se despertaban en Portland con 30 centímetros de espesor. Los colegios se veían obligados a cerrar y muchos conductores no tenían más remedio que dejar tirados sus coches ante la imposibilidad de avanzar.