Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El fin de semana estará pasado por agua en prácticamente toda la Península y Baleares

El fin de semana estará marcado por las precipitaciones, que el viernes serán generalizadas en casi "cualquier punto" de la Península y de Baleares, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).
Así, el portavoz de la AEMET, Rubén del Campo, ha informado a Europa Press de que este viernes será "muy lluvioso" ya que se esperan precipitaciones prácticamente en todo el país y que en algunos puntos estarán acompañadas de tormentas.
Sobre las tormentas, ha dicho que "no serán muy significativas" pero que afectarán ocasionalmente a Baleares, suroeste de Andalucía y extremo oeste de Galicia. Además, los cielos estarán muy nubosos o cubiertos y las precipitaciones podrán ser persistentes en el oeste de Galicia, sistema Central, entorno de Pirineos y en el Estrecho, donde "no dejará de llover en todo el día y en algunos puntos serán fuertes".
Por el contrario, ha señalado que la zona con menos probabilidad de precipitación será el litoral de Almería, Murcia y la provincia de Alicante. En cuanto a Canarias, ha dicho que tendrá un tiempo "típico".
Respecto a la cota de nieve, ha dicho que en la cordillera cantábrica y norte de Castilla y León, al principio estará en 1.000 metros y al final del día bajará a 700 u 800 metros, y a esa altitud, nevará en algunas capitales como León, Palencia o Burgos y Soria por la tarde.
Por ello, ha apuntado que estará activado el aviso amarillo por nevadas en prácticamente toda la provincia de León, algunos sectores del este de Galicia, en Palencia, Burgos y provincia de Soria.
En cuanto al viento, ha señalado que girará del sur al oeste, esto hará bajar la cota de nieve, porque el viento del oeste es más fresco, pero cuando hay viento del oeste las temperaturas pueden ascender en las zonas más al este, como Cataluña y el Mediterráneo, donde ascenderán los termómetros.
También ha dicho que subirán las nocturnas en casi todo el país pero se pueden producir heladas nocturnas que afectarán sobre todo en capitales de provincia de castilla y León, como Ávila, con -2ºC; -3ºC en León y Burgos o Soria, también en Vitoria, se esperan -1ºC.
De cara al sábado, Del Campo espera que el frente ya habrá pasado pero aún pueden quedar algunas precipitaciones en el tercio norte peninsular y en Baleares y la cota de nieve todavía estará relativamente baja, entre 700 y 1.000 metros, pero la precipitación irá remitiendo, aunque la cota se mantendrá estable.
"El sábado es un día de transición, con temperaturas más o menos sin cambios y ligeros ascensos de las diurnas en la mitad oeste", ha comentado.
Del mismo modo, el domingo volverá a cubrirse el cielo porque llega otro frente por el noroeste que dejará precipitaciones de nuevo en Galicia, la Corddillera cantábrica, y con menor cuantía en el alto Ebro y meseta norte y País vasco. Sobre los dos archipiélagos, ha informado de que el tiempo será más o menos tranquilo y estable.
Las temperaturas subirán ese día de forma moderada, de 3 a 6 grados centígrados, según la zona y también subirá la cota de nieve. Se situará en torno a 1.600 a 1.800 metros la cota de nieve en el noroeste; entre 1.500 metros en el centro peninsular; en Pirineos 1.200 metros y en el interior de Cataluña en torno a 900 a 1.000 metros. A lo largo del día irá subiendo y se situará en todo el país a partir de 1.500 a 2.000 metros.
El portavoz ha comentado que todo esto se adereza con vientos fuertes en el litoral de Galicia, donde tendrán vientos del sur, en el noroeste peninsular, también vientos del sur y que en el área mediterránea y el interior peninsular serán vientos variables.
De cara a la próxima semana, ha pronosticado que aún podría haber inestabilidad y precipitaciones en el noroeste que serían de nieve en las zonas montañosas.
Así, ha dicho que el lunes podrán ser fuertes y persistentes las precipitaciones en Galicia y podrán extenderse al oeste de la Cordillera cantábrica y al norte de Extremadura. En el resto de la Península y Baleares el tiempo será estable con nubes y sin lluvias y los vientos soplarán de sur y podrán ser fuertes en el oeste, sobre todo en Galicia, noroeste de Castilla y león y Asturias.
Finalmente, prevé que febrero podrá llegar con lluvia al norte de Cáceres, Galicia, con vientos del sur y temperaturas ligeramente por encima de lo normal.