Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los 'selfies' en los museos, más protagonistas que los propios cuadros

Hace tiempo que los grandes museos se protegieron. Como el Prado, en el que está prohibido hacer fotos. Los que sí dejan, nada de flash y el palo requisado. En Barcelona, autobuses hasta arriba, y todos ellos llevan en su mano un palo 'selfie'. En el Belvedere de Viena, solución para egocéntricos. Quien quiera 'selfie' con el 'El Beso' tendrá que ir a una salita aparte y hacérselo con una reproducción detrás. Capaz alguno de olvidarse ver el original.