Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una primitiva de 4,7 millones, sin dueño

Un lotero de una administración de La Coruña encontró en su establecimiento un boleto que alguien había dejado olvidado, sin saber que estaba premiado con 4,7 millones de euros. El lotero cuando comprobó que el boleto tenía como premio una suma tan elevada de dinero, no se lo podía creer, pero inmediatamente dio parte al organismo pertinente y lo entregó.