Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenidos una madre y su pareja por envolver a su hija con cinta adhesiva hasta la muerte

Muere una niña después de que su madre y la pareja de esta la envolvieran con cinta adhesiva cada nocheSheriff del Condado de Kalamazoo

Kelly Ballinger, de 33 años, y su novio, Matthew Longenecker, de 34 años, están detenidos por homicidio de la pequeña Desaray Thompson de tan solo cuatro años e hija de Ballinger. Ambos la envolvían en mantas y cinta adhesiva cada noche desde hacía dos semanas.

Después de más de diez noches sin poder moverse, ni prácticamente respirar, la pequeña Desaray, de tan solo cuatro años, fue hallada sin vida en su casa por la policía del condado Kalamazoo, en Míchigan, Estados Unidos.
Según informa Mirror, ambos envolvían en mantas a la pequeña y más tarde reforzaban la envoltura con cinta adhesiva. La niña se encontraba completamente inmóvil, sin ni siquiera poder respirar ya que en muchas ocasiones la envoltura cubría parcialmente su rostro, según ha argumentado la detective del caso Sheila Goodell.
En la audiencia previa al juicio, Goodell ha aportado más detalles del mal trato de los adultos hacia la niña, ya que ha añadido que en el momento en el que los policías encontraron el cuerpo sin vida de la pequeña, este se encontraba cubierto de contusiones y laceraciones.
La bisabuela de Desaray, Virginia Davis, ha afirmado que la pequeña era “muy querida” en la familia. Además, Davis ha añadido que la niña era feliz y que solía bailar y cantar.
Según los informes presentados en la audiencia, la abuela de la pequeña solía cuidar de ella, pero desde enero no veía a su nieta, a pesar de haber pedido a su madre poder visitarla.
Tanto la madre de la niña, Kelly Ballinger, como su pareja sentimental, Matthew Longenecker, han sido acusados de homicidio y abuso infantil de primer grado, cargos que son castigados con cadena perpetua en el condado estadounidense.