Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La nieve obliga a cortar numerosas carreteras en la provincia de Castellón

Sin pausa durante toda la noche, así es como han pasado la madrugada tres dotaciones de Bomberos de Castellón, intentando abrir paso y despejar carreteras para los vehículos que han quedado aislados por el temporal. Más de una veintena de coches y camiones han tenido que ser atendidos, entre ellos también un autobús escolar. Son los efectos del mal tiempo en el interior de la provincia de Castellón con las precipitaciones más intensas de los últimos años, que dejan hasta 60 centímetros de nieve. Desde las seis de la mañana del viernes 200 efectivos de emergencias están trabajando para reabrir las carreteras que permanecen intransitables y que han sido cortadas en varios puntos. Entre ellas la autovía A-23, entre Castellón y Teruel, donde algunos conductores han pasado casi 18 horas en sus coches. Además se han producido cortes en la A-232 y la A-234. Morella es la localidad donde se están registrando los mayores problemas y se encuentra prácticamente incomunicada. Allí y en poblaciones cercanas se siguen produciendo cortes intermitentes de luz mientras continúa la tormenta de nieve.