Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un niño de tres años muere por un golpe de calor tras permanecer olvidado en un autobús escolar

Un niño de tres años muere por un golpe de calor tras permanecer olvidado en un autobús escolarReuters

Un niño de tres años ha muerto en Orlando, en el estado norteamericano de Florida tras permanecer olvidado todo el día en el autobús escolar que le debería haber dejado en su centro. Myles Hill no pudo sobrevivir a temperaturas de casi 35 grados centrígrados que han castigado los últimos días a esta zona del país. El conductor del vehículo ya está siendo investigado por los hechos.

Más de once horas pasó el pequeño Myles encerrado en el autobús que debería haberle dejado en el jardín de infancia en el que estaba matriculado soportando temperaturas bastante superiores a los 35 grados registrados en el exterior.
Las autoridades polciales investigan ahora en varios frentes según informa RT. En primer lugar tratan de saber por qué el conductor del autobús que está cooperando con los investigadres no se dio cuenta de que el niño no había bajado del vehículo.
También quieren saber sobre los protocolos de control de asistencia del centro infantil y por qué no se alertó a la familia en cuanto el niño no fue visto al inicio de las actividades escolares.
Y, finalmente, se le ha practicado la autopsia al cadáver de Myles, para determinar exactamente la causa de su muerte así como la hora real en la que esta pudo producirse.
La primera persona en darse cuenta de que algo pasaba fue la tía abuela del menor, Bárbara Livington quién dio la voz de alerta al comprobar que su sobrino nieto no llegaba a casa. Tras intentar infructuosamente ponerse en contacto con el centro escolar, avisó a la policía que tras varias pesquisas encontró el cadáver del niño en el interior del autobús.
Tragedias de este tipo no son extrañas en Estados Unidos. Las estadísticas indican que este es el quinto caso parecido ocurrido en el estado de Florida durante el presente año, un dato que se dispara si vemos los datos nacionales. Desde 1998, 723 niños han muerto en el país tras haber sido olvidados en el interior de vehículos.