Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¡SOS, necesito un título de inglés!

¡SOS, necesito un título de inglés!Reuters

Tener un buen conocimiento de inglés se ha convertido en uno de los requisitos imprescindibles a la hora de optar a un puesto de trabajo o una beca de estudios. Sin embargo, conocer el idioma no es suficiente, necesitas un certificado que lo avale.

Según el último análisis de Randstad sobre 'Idioma y empleo', el conocimiento de idiomas aumenta un 37% las posibilidades de los profesionales de acceder a un empleo. Además, siete de cada diez ofertas laborales en España exigen idiomas para perfiles directivos y puestos de responsabilidad.
Así, en medio de un alto clima de competitividad por las escasas ofertas de empleo o becas, toda persona que quiera asegurarse un mayor éxito en su faceta laboral o educativa recurre a instituciones como Cambridge, Oxford o la Escuela Oficial de Idiomas (EOI) para obtener un título. Pero, ¿cuál elegir?
¿Cuáles son los certificados de idiomas más demandados?
Los exámenes de Cambridge, el IELTS y el TOEFL son los títulos que más se requieren. Ahora bien, la decisión de elegir entre uno u otro dependerá de para qué se quiera obtener ese certificado del idioma.
El IELTS (International English Language Testing System) es una prueba de dominio del inglés diseñada para un entorno educativo y social. Como informan desde British Council Madrid, "con este examen se puede acceder a la educación universitaria" así como aumentar las opciones laborales.
Por su parte, el TOEFL (Test of English as a Foreign Language) está orientado a las universidades y organismos educativos. Se trata de una prueba de dominio del inglés americano, organizada por Education Testing Service (ETS), una organización sin fines de lucro. Al igual que en el IELTS, el examen consta de cuatro partes: reading, listening, writing y speaking.
Sin embargo, en los últimos años la institución que ha primado en la expedición de títulos en nuestro país es Cambridge. Más de 20.000 entidades (entre las que se incluyen universidades, empresas  y organismos públicos) aceptan sus certificados y por ello muchos eligen hacer sus exámenes. En este caso, "cuando hablamos de educación superior y de incorporación al mercado laboral, los certificados que más se solicitan son el First (nivel B2) y el Advanced (nivel C1)", aseguran desde Cambridge English Madrid.
Asimismo, uno de los exámenes que está cobrando fuerza en los últimos meses es el que ha lanzado Oxford University Press en España. La institución presenta un único examen multinivel y de modalidad online, de manera que te presentas una única vez y obtienes el nivel que te corresponda. Además, esta prueba cubre tres niveles (A2, B1 y B2) y ya tiene validez a nivel internacional.
Pero, ¿y los exámenes de la Escuela Oficial de Idiomas?
Esta institución pública también expide títulos de inglés pero son reconocidos únicamente a nivel nacional, una de las razones por las que su demanda es inferior en comparación con otros centros.
Aunque desde la propia institución apuntan que sus exámenes no se encuentran entre los más demandados debido "a la falta de promoción que han tenido las escuelas oficiales de idiomas históricamente". Añaden que actualmente en Madrid hay un total de 33 escuelas, "pero a finales de los 90 había solo una, la de Jesús Maestro".
Y es que, sociológicamente sigue siendo un fenómeno moderno. "La gente tiende más a ir a la escuela de la esquina y prepararse el idioma", señala José Luis Moisés, Jefe de Estudios de la EOI de Embajadores (Madrid).
DL_a00445276_892
¿Qué precios tienen estos certificados?
En general, los precios de los títulos de inglés en España no bajan de los 60 euros. Entre los más demandados podemos encontrar que, por ejemplo, el IELTS tiene un precio de 212 euros y el TOEFL alcanzaría los 220 euros.
En cuanto a los exámenes de Cambridge, el coste de los exámenes se mueve en una horquilla de entre los 60 euros y los 200 euros, en función del nivel y características del certificado. Aunque Santiago Romero, el director de marketing de Cambridge Madrid, asegura que la fijación de precios depende del centro examinador que realice la prueba.
Si nos basamos en los precios que muestra British Council en su página web, se puede comprobar que el First Certificate tiene un precio de 198 euros. El Advanced, que correspondería a un nivel más alto, alcanza los 218 euros.
En el caso de Oxford, los precios oscilarían entre 60 y 130 euros. Aunque Simon Ferdinand, Responsable de Assessment, afirma que el coste "depende de cada centro examinador que puede ajustar los precios según sus circunstancias, sus costes…".
Por su parte, la EOI plantea un único precio para la prueba de nivel y las tasas no varían aunque aumente el nivel de dificultad. Así, presentarse a un examen para obtener un título de reconocimiento del idioma cuesta en torno a los 100 euros.
¿Por qué conforme aumenta el nivel, aumenta el precio?
Porque se rigen por razones de mercado. "Tú pones precios de entrada a los niveles más populares y más asequibles y luego los vas subiendo", afirman desde la EOI.
Añaden que los títulos de los niveles más altos son los que más te sirven y más reconocimiento tienen. Por ejemplo, "primero titulas al First, y luego dos años o tres después consigues el Advanced, por lo que le añades un valor económico [al título] y estás dispuesto a pagar más".
¿Caducan los certificados oficiales?
En el caso de exámenes que sean para acceder a una universidad o institución educativa, como es el caso del IELTS y el TOEFL, sí. Estas pruebas tienen caducidad, en concreto de dos años.
Por contra las pruebas de Cambridge, Oxford, Trinity o EOI no caducan. Como norma general, no son las instituciones expedidoras quienes establecen la vigencia de los certificados, sino las instituciones públicas o privadas que tienen su propia exigencia al respecto.
Simon Ferdinand asegura que, aunque este tipo de exámenes no tengan caducidad, "la realidad es que caduca ante un tercero que te lo exige" y explica que "hay empresas o universidades que te piden un título con una antigüedad de tres años por ejemplo".
RTX394AK
¿Por qué en España se demandan más los títulos privados de idiomas que los públicos?
Además de por la falta de promoción de las escuelas oficiales de idiomas (como han comentado desde la propia institución), entra en juego un factor importante que inclina la balanza hacia lo privado: el grado de reconocimiento del título.
En el caso de los títulos públicos, generalmente, sólo se reconocen a nivel nacional. Esto supone un handicap, ya que si una persona quiere presentar ese título -que no caduca- en una institución extranjera, puede que no obtenga reconocimiento del nivel de idiomas y le obliguen a obtener un título que se rija por los niveles del Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas.
Instituciones como Cambridge u Oxford, por ejemplo, ofrecen, además de reconocimiento nacional, una gran valoración por parte de instituciones y organizaciones internacionales. Esto significa que el título que expiden tiene una mayor utilidad en cuanto a que es estimado por un gran elenco de empresas y centros educativos.
Por su parte, la situación del IELTS y el TOEFL sería distinta. Son exámenes solicitados por organizaciones educativas para demostrar un cierto conocimiento del idioma, por lo que generalmente son demandados para alcanzar un determinado objetivo, como por ejemplo acceder a una universidad extranjera u optar a una beca.
¿Existen subvenciones para personas con pocos recursos?
Teniendo en cuenta las dificultades económicas por las que muchas familias están pasando en estos momentos, no sería una idea descabellada que se ofreciesen subvenciones en la obtención de títulos de idiomas.
Y es que, tanto en el ámbito público como en el privado, conseguir un certificado supone un gran desembolso de dinero, ya no sólo por las clases preparatorias sino también por las tasas de examen.
Informativos Telecinco ha preguntado a las distintas instituciones y centros examinadores para conocer si ofrecen algún tipo de ayuda económica en este sentido. Sin embargo, todo han sido respuestas negativas.
Únicamente, Santiago Romero, director de marketing de Cambridge, afirma estar trabajando para paliar esta faceta de los títulos con proyectos de bilingüismo, como el que se está estudiando en Castilla y León. Simon Ferdinand (de Oxford), por su parte, afirma que "al igual que las demás entidades examinadoras, no ofrecemos ayudas". "El problema de esto es que habría que mirar caso por caso para comprobar su veracidad pero nos encantaría ser solidarios".