Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lara, la modelo calva que revela su verdadero aspecto al natural

Lara Kitchen comenzó a perder el pelo a los 14 años, justo en el momento de la adolescencia, en que uno quiere ser el más guapo, gustarle a los demás y que la pandilla te acepte. Quería dar una buena impresión en el Instituto, pero fue inmediatamente etiquetada como la "chica de la peluca" y algunos hasta pensaban que tenía cáncer. Fue difícil, porque Lara Kitchen tenía ataques de ansiedad. Con la ayuda de los médicos, descubrió que sufría alopecia y comenzó a tratarse con la esperanza de que sus cabellos pudieran crecer, pero no resultó. Después de muchas tentativas fallidas y unos gastos demasiado elevados tuvo que renunciar. La vida de Lara cambió gracias a Francesca de Mori, una empresaria que fabrica pelucas con pelos auténticos.
"Era tan feliz", confesó Lara. "Tenía otra vez mi larga cabellera rubia. Podía hacerme la coleta. Desde entonces nunca más dije la verdad", contó la joven en Instagram. Hoy a los 20 años y con un trabajo de modelo, Lara ha decidido contar su historia tal y cómo es. Ha decidido mostrar su verdadero aspecto sin vergüenza quitándose la peluca para darle ánimos a todas las personas que tienen alopecia y que aprendan a amar sus propias imperfecciones.