Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Por qué debes dejar que tu hijo se coma los mocos

Porqué debes dejar que tu hijo se coma los comosGTRES

Deje que su hijo se meta el dedo en la nariz y se coma los mocos. Un estudio del Centro Nacional de Información Biotecnológica de EEUU asegura que los mocos de la nariz son beneficiosos para la salud: protegen los dientes y evitan infecciones.

El moco contiene mucinas salivales que forman una barrera contra las bacterias que pueden causar cavidades en los dientes, es decir, comer mocos puede prevenir las caries, según el estudio del Centro Nacional de Información Biotecnológica. Los investigadores están buscando ahora formas de crear un moco sintético que se pueda usar como un chicle o pasta de dientes.
Pero los beneficios de los mocos, o más concretamente de comerse los mocos, van más allá. El moco supone una defensa eficaz contra la infección respiratoria, las úlceras de estómago y el VIH, según publica el diario The Independent.  
Y no sólo puede comer su moco proteger contra las bacterias dañinas, pero al parecer recoger la nariz también puede hacer que una persona más feliz y más sana.
El profesor Friedrich Bischinger va más allá y sostiene que las personas que se comen sus mocos son más felices y sanas y reclama a la sociedad que se deshaga del estigma de meterse el dedo en la nariz. El profesor explica en declaraciones a The Independent que "comer los restos secos que quedan en la nariz una gran manera de fortalecer el sistema inmunológico. Médicamente tiene mucho sentido y es una cosa perfectamente natural". 
"La nariz es un filtro en el que se recogen gran cantidad de bacterias y cuando esta mezcla llega a los intestinos funciona como un medicamento", asegura Bischinger.