Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La ministra de Sanidad sitúa lograr "un gran pacto de Estado en materia sanitaria" como uno de sus principales retos

La Ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat, ha afirmado este jueves en una reunión con el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad que "alcanzar un gran pacto de estado en materia sanitaria, que no se ha logrado durante los últimos 40 años de democracia", es uno de sus grandes retos para esta Legislatura.
Según informa el CERMI en un comunicado, la ministra ha explicado que ese pacto pasaría, entre otras cosas, por reforzar el personal sanitario y por consensuar una cartera mínima de servicios en todas las comunidades autónomas.
Además, ha indicado como otro de sus objetivos "reforzar la lucha contra la trata y la prostitución forzada, teniendo en cuenta nuestra situación geográfica de lugar de paso para las mafias" y seguir avanzando contra la violencia de género, ya que conforme ha recordado, "el 44% de las víctimas todavía no denuncian". "No podemos permitir esto, y tenemos que trasladar a las mujeres que deben denunciar y que no estarán solas, que toda la sociedad está detrás", ha sentenciado.
En cuanto a la reunión en sí, a la que también asistió el nuevo secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés; el presidente del CERMI, Luis Cayo Pérez Bueno y representantes de diversas entidades miembro del Comité, trasladaron a la ministra las demandas de las personas con discapacidad para esta legislatura.
Entre las reivindicaciones planteadas por Pérez Bueno destaca la necesidad de reformar la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG) para devolver el derecho de sufragio a casi 100.000 personas con discapacidad que no lo tienen reconocido, reformar la LOMCE para aplicar un único modelo de educación inclusiva, o implantar un espacio sociosanitario común.
La ministra mostró su "compromiso para mantener una colaboración con el CERMI directa y diaria". "Somos un gran país que cada día va mejorando gracias a la sociedad civil", ha declarado.