Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una madre se casa con su hija en EEUU

Madre e hijaFacebook

Una madre y su hija se enfrentan a cargos de incesto después de que las autoridades se enteraran que se casaron legalmente en Oklahoma, EEUU. La madre ya se había casado con un hijo en 2008 y se había divorciado de él después.

El enlace se produjo en marzo, cuando Patricia Ann Spann, de 43 años de edad, y su hija Misty Velvet Dawn, de 25, se casaron sin que se sepan aún las causas del matrimonio, informa Inquistr.com.
Ambas han comparecido en la corte de distrito del condado de Stephens en Oklahoma. Bajo las leyes de este estado, cualquier matrimonio con un familiar cercano es considerado incesto, sin importar si ha existido o no una relación sexual.
Ninguna de las mujeres contaba con un abogado, según los documentos de la corte. No se pudo encontrar un teléfono para su residencia en Duncan, una población situada a unos 128 kilómetros al suroeste de Oklahoma City.
Según la policía, las autoridades se enteraron del matrimonio a finales del mes pasado gracias a una investigación de bienestar infantil. Patricia Spann le dijo a los servicios estatales de protección infantil que había perdido la custodia de tres hijos, que fueron adoptados por su abuela paterna, pero que se reunió hace dos años con su hija.
Pensó que su matrimonio era legal ya que su nombre no aparece en el certificado de nacimiento de su hija, de acuerdo a la declaración jurada.
Los detectives se enteraron posteriormente de que se había casado con su hijo en 2008. Unos 15 meses después, el hijo solicitó la anulación y citó "incesto" como la causa, al afirmar que estaba casado con su madre biológica, según la declaración.
Ambas mujeres siguen detenidas y se ha fijado una fianza de 10.000 dólares (unos 8.864 euros) para cada una.