Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nueve inocentadas fáciles pero molestas

Nueve inocentadas fáciles pero molestascuatro.com

28 de diciembre. En el día de los Santos Inocentes no pueden faltar las bromas. Y para ello, no es necesario complicarse para reírse en el día de las inocentadas. Además, puedes grabar las reacciones de tus amigos para inmortalizar el momento. Proponemos nueve ideas fáciles pero muy molestas para pasar un rato divertido.

1. Contactos duplicados
Aunque requiere tiempo, se trata de una de las bromas más divertidas pero más molestas para los inocentes. Cambia el nombre de sus contactos y pon el mismo nombre a todos ellos. Para mejorarlo, también puedes incluir la misma imagen en todos ellos.
2. Cambia el azúcar por la sal
Es un clásico. Se trata de una de las bromas más utilizadas en el día de los Santos Inocentes. Sin embargo, es muy difícil descubrir la inocentada. Cambia el azúcar por la sal, o al revés, y pasa un rato divertido viendo la cara de tu inocente cuando compruebe el cambio de ingredientes.
3. Cambia las horas del reloj
Por si acaso tu inocente tiene un compromiso importante, es recomendable adelantar la hora. Así llegará antes de tiempo a cualquier plan que tenga durante el día. Pero también es elección de quien realice la broma, si lo prefiere, puede atrasar la hora y hacer que llegue tarde a sus encuentros.
4. Cristal ‘apedreado’
Con una tiza blanca o una pastilla de jabón, podrás dibujar varias líneas que salgan del mismo punto para simular que han apedreado el cristal. Se trata de una broma muy utilizada para aquellos que tienen un negocio con escaparate.
5. Pasta de dientes
Si tu inocente está durmiendo, tienes la oportunidad de que despierte con una gran sorpresa. Vierte pasta de dientes o crema de afeitar en la cara de la víctima cuando esté dormida. Estos productos son muy ligeros por lo que no se dará cuenta cuando lo viertas.
6. Exceso de caspa
Échate sal en la cabeza. Dirígete a la víctima exclamando que sientes picores y que eche un vistazo. ¡La cara de sorpresa está asegurada! También puedes fingir que la caspa se te cae encima de los platos de comida.
7. Encerrados en las habitaciones
Si te encuentras en una casa con una puerta frente a otra y pretendes bromear con más de una persona, ata una cuerda de un pomo a otro. Ninguno podrá salir de su habitación.
8. Bloque el ratón del ordenador
Será tan sencillo como colocar un papel en la luz del ratón. El inocente se desesperará al no poder dirigir el ordenador.
9. Moneda al suelo
Pega una moneda o un billete al suelo. Los inocentes no podrán evitar agacharse a recogerlo. Verás sus caras de confusión al ver que no se despega. También puedes enganchar una cuerda y tirar de la moneda cuando vayan a agarrarla.