Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una veintena de ilustradores dibujan su visión personal del deshielo del Ártico para reclamar su protección

Una veintena de ilustradores han presentado una serie de dibujos con su visión personal de la amenaza que supone el deshielo Ártico y sobre la importancia de proteger este territorio amenazado, cuyos niveles de hielo han alcanzado estos días su segundo registro más bajo.
Los veinte dibujos forman parte de la nueva campaña de Greenpeace para mostrar la alarmante disminución del hielo ártico, que "continúa sin cesar". En el marco de la campaña, las ilustraciones serán sorteadas entre las personas que voten en la página de Internet ilustradoresporelartico.org por su favorita.
Se trata de ilustraciones de Forges, Paco Roca, Miguel Gallardo, Sean MacKaoui, Fernando Vicente, Ricardo, Mauro Entrialgo, Paula Bonet, Sara Herranz, Eva Vázquez, Raúl Arias, Lluïsot, Iván Solbes, Óscar del Amo, Robert Tirado, María Pascual, Enrique Flores, Mikel Casal y Óscar Giménez.
El Ártico ha registrado este año el segundo registro más bajo el pasado 15 de septiembre, con 4,14 millones de kilómetros cuadrados y constituye el segundo más bajo e iguala el registrado en 2007, muy por debajo de la media.
Greenpeace exige la protección de este territorio mediante la creación de un santuario en las aguas internacionales del Ártico. El hielo marino del Ártico es el agua del océano congelada cuya extensión aumenta o disminuye según la estación del año. La capa de hielo alcanza su máxima extensión al final del invierno (marzo) y su menor extensión al final del verano (normalmente a mediados de septiembre). Este punto es el que se conoce como "mínimo de hielo ártico".
El registro de superficie mínima de hielo de este año está muy por debajo de la media y la comunidad científica está alertando de que la capa de hielo no está mostrando ningún signo de recuperación. Los 10 registros más bajos han ocurrido en los últimos 10 años.
La ONG recuerda que el Ártico cubre solo el 6% de la superficie terrestre pero juega un papel vital en el clima de todo el planeta. Así, subraya que este territorio se está calentando el doble de rápido que la media mundial, por lo que se están produciendo cambios profundos, no solo en el ecosistema ártico, sino en otras zonas.