Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las farmacias reclaman cambios de la ordenación farmacéutica en algunas CCAA ante la apertura de nuevos establecimientos

La Federación Empresarial de Farmacéuticos Españoles (FEFE) reclama un replanteamiento de la ordenación farmacéutica en algunas comunidades, en especial en aquellas en las que ha crecido el número de establecimientos en los últimos cinco años sin tener en cuenta el descenso del mercado.
En su último informe 'Observatorio del Medicamento' esta entidad ha defendido la necesidad de solucionar este problema después de que los ratios exigidos para la apertura de nuevas farmacias haya provocado en los últimos años problemas de inviabilidad, cierres y la necesidad de subvenciones para subsistir.
De hecho, al analizar la influencia de nuevas aperturas, decretos leyes y el descenso del mercado financiado en la degradación económica de las farmacias, FEFE concluye que el número de farmacias debería haberse mantenido en 20.000 y, sin embargo, ha aumentado hasta casi 22.000.
En lo que respecta a las aportaciones de los beneficiarios y las deducciones impuestas por los Reales Decretos Leyes desde el año 2000, la aportación en España en el año 2015 fue del 9,9 por ciento pero con grandes diferencias entre unas comunidades y otras.
Navarra es la comunidad con mayores aportaciones (12%) mientras que Canarias es la que menos aporta, con un 8,8 por ciento. Según asegura el Observatorio, la explicación a estas diferencias significativas puede encontrarse en la renta de los usuarios y el precio medio de los medicamentos.
Por otra parte, el Observatorio de este mes también analiza el nuevo sistema mixto de retribución de las farmacias en Suiza, que en su primer año de aplicación ha supuesto unas pérdidas de 45.000 euros de media, pese a obtener un importante volumen de ventas.
Además, la burocracia y la justificación de las cantidades que cobran por servicios son algunos de los problemas del nuevo modelo, por lo que dicho sistema "sería difícilmente aplicable en nuestro país por las grandes diferencias que existen entre los sistemas sanitarios".
En lo que respecta a las cifras de gasto del mes de junio, en dicho mes se ha producido un aumento en el número de recetas y del gasto, así como en el gasto medio por receta. En virtud de estos datos y de las previsiones a corto plazo (julio y agosto), estiman que el mercado continuará en un crecimiento moderado, al menos hasta que se disipen otras incertidumbres de carácter político.