Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nueve familias de fallecidos en el Yak-42 indica que seguirán luchando por una "justicia digna y real"

Un grupo de nueve familias de militares fallecidos en el accidente del Yak-42 han manifestado, a través de un comunicado, cuando se cumplen 14 años de la tragedia, que no dejarán de luchar hasta que no tengan "resarcimiento de una justicia digna y real".
Familiares de las víctimas han organizado este viernes, en Zaragoza, un homenaje, con motivo del decimocuarto aniversario.
El accidente del Yakolev-42 ocurrido el 23 de mayo de 2003 en Trabzon (Turquía) acabó con la vida de 75 personas, 62 de ellos militares. "14 años, 14 años sin ti, hermano, padre, hijo, marido, no dejaremos de luchar. Nunca, hasta que obtengamos el resarcimiento de una justicia digna y real para los nuestros, con los culpables donde tengan que estar, pero pagando por las vidas que arrebataron en consecuencia de sus negligencias".
El Consejo de Estado responsabilizó --en octubre de 2016-- del accidente al Ministerio de Defensa, cuyo titular era Federico Trillo. La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, pidió perdón a los afectados y firmó una resolución en la que se reconocía la "responsabilidad patrimonial de la Administración".
Sara García Díaz, hermana del cabo David García Díaz, en representación de su propia familia y de otras ocho más, ha escrito dicho comunicado: "14 años han hecho falta para que admitieran que vuestras vidas no se apagaron por un mísero accidente, sino que por la negligencia de unos cuantos fueron arrebatadas 75 vidas. Tú y tus compañeros quienes solo luchabais por una bandera que se encargó únicamente de tapar mentiras, ataúdes con tres pies y una misma necropsia para 62 personas".
El escrito continúa diciendo lo siguiente: "Mera mercancía y un estorbo eso fue vuestra/nuestra tragedia, eso fuisteis para este gobierno, para unos cuantos impresentables que destrozaron nuestras vidas llenándolas de mentiras, quitándonos lo que más queríamos, nuestro hermano, nuestro padre, nuestro hijo, nuestro marido, nuestro amigo".
"Les ha dado igual hacernos esperar 14 años para admitir una verdad que gritamos desde el primer momento, nos llamaron locos, tacharon nuestro comportamiento como vergonzoso para nuestros familiares muertos, asesinados por ellos, los mismos que firmaban cartas amenazantes cada día para hacernos callar y que no siguiésemos destapando su basura", apunta el comunicado.
"Y ahora firman una resolución diciendo que está bien, que nunca debió despegar aquel avión, que fue su maldita negligencia lo que acabó con vuestras/nuestras vidas".
El comunicado añade: "Gracias, por tardar 14 años en admitir algo que pudieron hacer el primer día, de verdad que no entiendo como todos ustedes pueden dormir por la noche con el peso de 75 muertes a sus espaldas, 62 de ellas vidas de sus militares. No lo entenderé jamás. Al igual que jamás entenderé cómo la vergüenza se disfraza de justicia y son capaces de firmar una resolución vacía, una resolución que afirma que son ustedes y los anteriores, todos, responsables de nuestra tragedia pero que nadie pagará por ello".