Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Te gusta el queso? Hay una buena noticia para ti

QuesosGtres

El queso es la fuente principal de calcio, y aunque los médicos aconsejaban consumirlo con precaución por su alto contenido de grasas saturadas, es un alimento principal en la dieta. Unos científicos de Irlanda han estudiado a un grupo de personas revelando que los grandes consumidores de queso son más delgados.

Mozzarella, mascarpone, rulo de cabra, brie, Gouda, Torta del Casar… Hay cientos de variedades de queso. Y si ya conocíamos los beneficios de tomar queso, siendo una de las principales fuentes de calcio y su importancia durante el embarazo por su alto contenido de ácido fólico, este alimento es más beneficioso para la salud de lo que pensabas.
Una investigación de la Universidad College de Dublín (Irlanda), y como informa Independent, ha descubierto que las personas que consumen queso son más delgados de los que no lo hacen y no eleva el nivel de colesterol.
Los científicos estudiaron el impacto del consumo de productos lácteos como la leche , el queso o el yogur sobre 1.500 personas con edades comprendidas entre 18 y 90 años.
El estudio fue muy revelador. Las personas que consumían una mayor cantidad de lácteos, tenían un índice de Masa Corporal (IMC) bajo en porcentajes de grasa corporal, una cintura más pequeña y una presión arterial baja. Entre los participantes, los que consumían lácteos bajos en grasas tenían unos niveles más altos de colesterol.
“Lo que vimos en los grandes consumidores de queso que tenían una ingesta mayor de grasas saturadas frente a los que no consumen y no hay diferencias en sus niveles de colesterol”, dijo el autor principal del estudio la Dr. Emma Feeney. Los investigadores también encontraron que los consumidores de este lácteo también comen más hidratos de carbono.