Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido en Badajoz un hombre por la detención ilegal de una de sus hijas

policíatelecinco.es

Los hechos sucedieron el pasado día 9 de abril, cuando se recibió una llamada en la Sala de Operaciones del 091 en la que una joven manifestaba que su padre le había estado maltratando durante varios años y por ello se había ido de su domicilio.

Ante ello, la joven se había refugiado en casa de una amiga y en los momentos de la llamada a la policía se encontraba su padre en el edificio de la vivienda amenazándola con llevársela a Marruecos si se negaba a volver a casa, según ha informado la Policía Nacional en nota de prensa.
Inmediatamente, una patrulla policial se dirigió a la Calle Coronel Fernández Golfín de dicha localidad, desde donde se había recibido la llamada de auxilio, y se encontró a su llegada a un varón de nacionalidad marroquí que, al ser interrogado, les manifestó que su hija se había encerrado ahí arriba y no quería bajar.
Tras subir los actuantes a la vivienda y entrevistarse reservadamente con la requirente, de 20 años de edad, ésta manifiesta que ha huido de su casa porque su padre la maltrata desde hace "cinco años" y le prohíbe el contacto con persona alguna.
Además, según el testimonio de la joven, su progenitor la encerraba en su habitación, la cual tiene la ventana bloqueada desde entonces, dejándola salir sólo acompañada de su madre.
También añadió que desde hacía cinco años no ha asistido al colegio y que durante todo el año 2014 no salió de la habitación "ni una sola vez", por lo que había tenido dos intentos de suicidio y le había acarreado determinadas enfermedades.
Tras escuchar a la víctima, los agentes se entrevistaron igualmente con la madre de ésta, la cual corroboró todo lo manifestado por su hija, añadiendo que ella y sus otros dos hijos, de 6 y 8 años de edad, también eran sometidos a este aislamiento, teniendo prohibidos el uso del ordenador o visualizar la televisión, llegando incluso a quedar encerrados con llave en el domicilio familiar cuando su marido salía del mismo.
La inspección por parte de los policías del domicilio familiar les permitió comprobar cómo, efectivamente, la ventana de la habitación de la requirente contaba con una contraventana, bloqueada ésta con unas bridas metálicas y otras de las habitaciones, donde estaba ubicado el ordenador, se encontraban cerradas con llaves.
Por todo ello, los agentes procedieron a la detención del referido varón, de 48 años de edad y sin antecedentes policiales, como presunto autor de un delito de violencia doméstica, siendo trasladado hasta dependencias policiales para la tramitación de las correspondientes diligencias, tras las cuales fue puesto a disposición judicial.