Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desalojo de familias en Santiago de Compostela y Tenerife

En Santiago de Compostela, una familia se queda en la calle porque no pudieron hacer frente a la hipoteca primero y luego a las condiciones del inversor que se quedó con su deuda. Se van con lo puesto. En Tenerife, también otra familia ha sido desalojada. Un minuto para dejar su casa de 40 años. No pudieron demostrar a tiempo que su casa se construyó antes que la de su vecino, quien les denunció asegurando que la casa se apoyaba sobre los cimientos de la casa contigua. Han dicho adiós a una vida llevándose puesto el apoyo de un pueblo.