Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Revelan la existencia de una red de curas envueltos en orgías y sexo en internet

Obispo Martínez Carrión (César Sarachu)telecinco.es

Un hombre de 32 años ha contado a los medios italiano sus encuentros sexuales con un cura de una importante iglesia de Taranto, ciudad del sur de Italia. Este además ha asegurado que el párroco le ha confesado tener una intensa vida sexual siempre con otros religiosos, incluso con un miembro de la Guardia Suiza del Vaticano. Tras saltar la noticia a los medios, el arzobispo de Taranto destituyó al párroco implicado.

El hombre ha denunciado en la policía de Taranto la existencia de una verdadera red de religiosos de diferentes regiones de Italia que intercambiaban a través de internet vídeos aficionados de sus relaciones sexuales y de las orgías en las que participaban.
El denunciante, cercano a los ambientes religiosos, dijo conocer al cura de Taranto a través de Facebook. A este lo acusa de un delito de vejaciones y abusos sexuales virtuales.
En la denuncia, cuenta que este cura le preguntaba si conocía "chicos jóvenes, delgados y bien dotados". Además le confesaría su homosexualidad y su contactos sexuales en la red.
El arzobispo de Taranto, Filippo Santoro, después de la denuncia publicada en 'Il Corriere della Sera' destituyó al cura implicado directamente y publicó un comunicado sobre el incidente.
En su poder y en manos de la policía se encuentran vídeos y fotos íntimas de los encuentros sexuales del cura, orgías y citas sexuales a cambio de dinero entre él y otros religiosos.
El tribunal Eclesiástico, por su parte, ha puesto en conocimiento de lo ocurrido a la sede romana, porque los lazos del párroco díscolo podrían salpicar a algunos religiosos de Roma.