Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los cristianos tienen menos sentido del humor que los ateos

Sonrisas entre amigosGTRES

Los cristianos tienen menos sentido del humor ante las bromas despectivas y blasfemas que los ateos. A estos, a pesar de la historia de las condenas teológicas que dio lugar al Día de los Santos Inocentes, les divierten algo menos las bromas religiosas ligeras en comparación con los practicantes, según ha puesto de manifiesto una investigación de la Universidad de Long Island.

El objetivo del trabajo, recogido por la plataforma Sinc, ha sido determinar si los cristianos y ateos tienen reacciones diferentes significativas ante varios estilos de humor. Para ello, los participantes tenían que calificar 18 bromas en distintos niveles que iban de 'no es gracioso en absoluto' a 'muy divertido'.
"Los resultados muestran que no existe casi ninguna correlación entre la presencia o ausencia de la fe cristiana y el grado de apreciación del humor", han explicado los investigadores, para recalcar que las "únicas excepciones notables" son que los cristianos practicantes tienden a reaccionar menos favorablemente que los ateos a los tipos de humor más blasfemos y despectivos, mientras que a los ateos les divierten algo menos las bromas religiosas ligeras en comparación con los cristianos practicantes.
En este sentido, a juicio de los expertos, la larga historia de las condenas teológicas hacia la risa parecen haber tenido "poco efecto" en el mundo contemporáneo de los cristianos. No obstante, puntualizan, el humor muy irreverente tiende a ser menos apreciado por los cristianos que por los ateos.
Asimismo, según han comprobado los investigadores de Estados Unidos, los ateos tampoco mostraron más entusiasmo hacia el humor antirreligioso.