Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La cura del sida, más cerca

Un descubrimiento científico que podría ser definitivo para curar el sida es obra de un equipo de investigadores israelíes de la Universidad hebrea de Jerusalén. Aseguran que su hallazgo, un mecanismo químico, desintegra las células infectadas en un 85 por ciento de casos. Los ensayos clínicos podrían empezar en solo unos meses. “Lo que hemos conseguido es aislar un péptido o la versión más pequeña de una proteína y estimular el proceso de autodestrucción de las células infectadas, pero no de las sanas”,  explica uno de los dos científicos que lidera la investigación. Durante el proceso de infección del VIH, el virus inyecta su carga viral en las células del paciente integrando su propio DNA con el de su huésped. A partir de ahí, se expande. “Normalmente lo hace a través de una o dos moléculas”, explica el investigador. “Pero si estimulamos ese proceso para que sean 10 ó 12, la célula se vuelve loca y se autodestruye”, añade el científico. Los investigadores confían empezar en los próximos meses los ensayos clínicos en humanos infectados por VIH, una enfermedad hoy crónica que hasta ahora solo se puede tratar con un cóctel diario de fármacos. En cuestión de semanas esperan poder comenzar también los primeros ensayos en el laboratorio.