Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El área cantábrica y el alto Ebro registrará nevadas "significativas" en cualquier cota

Ebrocuatro.com

El temporal traerá precipitaciones "significativas" en forma de nieve prácticamente en cualquier cota del área cantábrica y alto Ebro, así como en el norte de Galicia, Castilla y León, área del Estrecho y Melilla de forma "más débil".

No obstante, este fin de semana se espera tiempo relativamente estable y sin precipitaciones en buena parte de la Península, según ha avanzado a Europa Press la portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Ana Casals.
Debido a la presencia de un núcleo de aire frío en altura, se esperan chubascos ocasionales en el archipiélago balear, más frecuentes e intensos el domingo, ocasionalmente acompañados de tormenta, de nieve a partir de los 400-500 metros. En Canarias es probable que llueva en las islas occidentales, sin descartar, alguna lluvia débil en las islas orientales el domingo.
Respecto a las temperaturas diurnas, Casals ha señalado que irán en ascenso en la Península y Baleares, y se mantendrán en Canarias. Además, continuarán las heladas en la Península, localmente fuertes en zonas altas, siendo también probables en Baleares, de forma más débil y local.
El viento soplará de componente norte, ocasionalmente fuerte en el nordeste peninsular y en Menorca. Además, se prevé viento de levante fuerte en el Estrecho el domingo.
Durante la semana del 9 al 15 de febrero las precipitaciones afectarán principalmente al área mediterránea, al entorno del golfo de Cádiz y a las islas Canarias occidentales, predominando el tiempo estable en el resto del país.
A partir del jueves, hay una apreciable "incertidumbre" en cuanto a la evolución del tiempo, no descartándose las precipitaciones en casi ningún punto del país, aunque se espera que sean más probables e intensas en el suroeste de Andalucía y litoral mediterráneo peninsular por donde se espera la entrada de una borrasca.
Las temperaturas se irán recuperando, disminuyendo en intensidad las heladas, que pueden quedar restringidas a la mitad norte de la Península a partir del jueves. Se espera predominio del viento de componente este en la mayor parte del país, con intervalos de fuerte en el área del Estrecho.
PRECIPITACIONES
En la semana del 9 al 15 de febrero, la AEMET espera que se produzca menos precipitación de la habitual en el norte, y más en el suroeste y más en el Levante. En cuento a las temperaturas, se prevé más frío en toda la Península y Canarias y también en Baleares, aunque en menor medida.
La semana siguiente, del 16 al 22 de febrero, el organismo prevé menos precipitación de la normal en este peninsular y en los Pirineos, así como temperaturas por debajo de lo habitual en los archipiélagos canario y balear y normales en el resto del país.
En cuanto a la semana 23 de febrero al 1 de marzo, se esperan precipitaciones normales en toda la Península salvo en el Levante peninsular y en Canarias y en Baleares, donde se prevén más precipitaciones de lo habitual. Además, se espera que sea algo más fría de lo normal en toda España.
ÚLTIMAS OLAS DE FRÍO
Según ha indicado Casals, la últimas grandes olas de frío que afectaron a España se registraron en 2012, entre los días 2 y 5 de febrero; y los días 8 y 14 del mismo mes. Entre el 30 de diciembre de 2014 y el 1 de enero de este año también se registró una importante bajada de las temperaturas que, según ha indicado AEMET, está en estudio para ser declarada o no ola de frío.
El valor medio nacional de las precipitaciones acumuladas desde el pasado 1 de octubre hasta el 3 de febrero de 2015 se cifra en 303 mm, que casi coincide con la media para dicho periodo (306 mm, utilizando para el cálculo de esta cifra los valores normales para el nuevo periodo de referencia: 1981-2010).
Las cantidades acumuladas superan a las normales en la franja norte que se extiende desde el oeste de Galicia hasta Navarra, así como en La Rioja, sur de Cataluña, norte y este de Castilla y León, centro y sur de Aragón, Madrid, norte y este de Castilla- La Mancha, gran parte de Canarias y en otras áreas más reducidas del suroeste peninsular, norte de Murcia, provincias de Jaén y Granada e islas de Menorca y Mallorca. La diferencia con el valor normal supera el 50% en Cantabria y La Rioja, así como en algunas zonas del País Vasco, Navarra y Canarias.
Por el contrario, las precipitaciones quedan por debajo de las normales en amplias zonas de la mitad oeste peninsular, Cataluña, Aragón, este de Andalucía, Valencia, sur de Murcia y Baleares, no llegando al 75% de dicho valor en algunas zonas del norte de Aragón y Cataluña, así como en la zona litoral de la Comunidad Valenciana y de Murcia, en el extremo sureste de Andalucía y en la isla de La Palma.