Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Para que orinar en Madrid no sea misión imposible

En Madrid orinar en la calle es algo bastante habitual, a pesar de que está multado con 750 euros. Apenas existen baños públicos y muchos necesitados están forzados a consumir en algún local para hacer uso de los servicios. El Ayuntamiento de Manuela Carmena ha decidido instalar 25 urinarios públicos y con ellos serán 50 los distribuidos por la ciudad.