Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El asesino de Ohio se burla del juez al ser condenado de tres cadenas perpetuas

T.J. Lane protagonizó un tiroteo en un instituto de Ohio en el que irrumpió y asesinó a tres estudiantes. El joven se presentó ante el juez con una camiseta en la que se leía 'Killer' y le hizo una peineta al tribunal que lo condenó a tres cadenas perpetuas sin derecho a libertad condicional.

T.J Lane, llamado por los medios el asesino Ohio mató a tres estudiantes e hirió a otros tres en febrero de 2012 cuando entró en la cafetería del instituto Chardon, al este de Cleveland.
El adolescente admitió haber cometido los asesinatos, aunque no pudo explicar las razones que lo indujeron a ello, según ha publicado el portal Usa Today.
Antes de someterse a un proceso en un tribunal para mayores, un juez de menores lo declaró mentalmente competente para ir a juicio, aunque T.J Lane sufre de alucinaciones y psicosis.
Durante la lectura de la sentencia, el joven asesino se mostró desafiante y se burló cuando declararon varios familiares de las víctimas. Se quitó la camisa para mostrar una camiseta en la que se leía la palabra 'asesino', que según el fiscal era idéntica a la que llevaba puesta el día en que organizó el tiroteo.
A los familiares de los jóvenes asesinados por él  le dedicó una frase despectiva y grosera al decirles que "la mano que aprieta el gatillo que mató a los hijos de ustedes ahora se masturba en su memoria”.
Lane cometió los asesinatos con una pistola calibre .22 y un cuchillo. Disparó 10 veces contra un grupo de alumnos que estaban en la cafetería del instituto matando a  Daniel Parmertor y Demetrius Hewlin, de 16 años, y Russell King Jr., de 17.