Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un total de 1.650 antidisturbios vigilarán las Marchas de la Dignidad

Las Marchas de la Dignidad ya son Trending Toppic#Vamos22M

Un total de 33 grupos de Unidades de Intervención Policial (UIP), que suman 1.650 agentes antidisturbios, vigilarán la seguridad de las 35 manifestaciones convocadas en torno a las Marchas de la Dignidad, según han informado fuentes policiales.

De este manera, el dispositivo policial supera los 1.300 agentes que trabajaron en la conflictiva concentración del 25-S (25 de septiembre de 2012), los 1.400 de la convocatoria de 'Rodea el Congreso' de abril del año pasado o los 1.500 de la manifestación contra los recortes del 23-F de 2013.
Con este fuerte despliegue, la Delegación del Gobierno y el Ministerio del Interior quieren frenar posibles incidentes o destrozos al mobiliario público protagonizados por grupúsculos de radicales de extrema izquierda.
La Policía pretende evitar que, como ha ocurrido en ocasiones anteriores, una vez terminadas las manifestaciones pacíficas de la tarde, la llegada de la noche sea aprovechada algunos violentos para provocar a los agentes, lanzar objetos o invadir algunas calles parando el tráfico viario.
Así ocurrió tras la protesta contra la 'Ley Mordaza' el pasado 14 de diciembre, que terminó con siete detenidos y 23 heridos tras enfrentamientos entre policías y manifestantes. Y también un mes después, en una protesta en apoyo a los vecinos del barrio burgalés de Gamonal, que acabó con el arresto de 11 personas, uno de ellos bombero del Ayuntamiento de Madrid, relacionados supuestamente con los disturbios.
De hecho, la Policía ya tiene fichados a algunos individuos y pequeños grupos, tanto de Madrid como llegados junto a algunas de las cabeceras de las marchas, que en las redes sociales han animado a realizar disturbios o acampadas en Madrid, han indicado a Europa Press las mismas fuentes. Reiteran, no obstante, que la inmensa mayoría de los manifestantes son pacíficos.
USO DEL TRANSPORTE PÚBLICO
Teniendo en cuenta la cantidad de manifestantes previstos en las Marchas de la Dignidad, la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, recomendó este martes a los madrileños que utilicen el sábado el transporte público, especialmente el Metro.
"No quiero decir que las principales vías de acceso (a la ciudad) vayan a colapsarse, porque dependerá del número de personas que vengan, que no lo sabemos. Pero va a ser un día complicado porque no será fácil el tránsito por la ciudad. Por eso aconsejo la utilización del Metro para facilitar en la medida de lo posible el desplazamiento de Madrid", ha añadido.
"Desde el punto de vista operativo es complicado por el número de manifestaciones y para que las trayectorias de unas y otras se puedan realizar de una manera ordenada, habida cuenta que no sólo hablamos de seis columnas que vienen a Madrid por las principales entradas de la A-1 y la A-6. Además, en Madrid habrá una manifestación por el centro de Madrid", añadió.
Concretamente, las seis columnas llegan de la ruta noroeste, procedente de Asturias, Galicia, Cantabria y Castilla y León; la ruta norte, desde La Rioja, País Vasco y Burgos; la ruta noreste, que inició su andadura en Aragón, Navarra y Cataluña; la ruta este, procedente de la Comunidad Valenciana y Murcia; la columna sur, desde Andalucía; y la ruta oeste, procedente de Extremadura y Castilla-La Mancha.
De hecho, de las reuniones previas mantenidas hasta ahora la Delegación ha modificado el recorrido de algunas marchas para evitar autovías "que supusieran un peligro vial para los propios manifestantes".
CONFLUIRÁN EN ATOCHA
Las 'Marchas de la Dignidad', que hace aproximadamente un mes iniciaron su camino a pie hacia Madrid desde diferentes puntos de España para reclamar "pan, trabajo y techo para todos y todas", confluirán el sábado en una manifestación conjunta que partirá a las 17 horas de Atocha hacia Colón.
El objetivo de estas marchas es denunciar la situación límite de "emergencia social" en la que se encuentra gran parte de la población española como resultado de las "políticas de recorte" que está poniendo en marcha el Gobierno, "al dictado de la Troika".
Antes de la gran manifestación, la columna procedente del noroeste hará noche en Aravaca y saldrá hacia Madrid a las 12.00 horas; la del norte, en Alcobendas, la cual partirá a las 8.00 y hará una comida popular en la plaza del Canal de Isabel II; y la del noreste, pasará la noche en San Fernando de Henares y partirá hacia Madrid a las 10.30 horas.
Por su parte, los integrantes de la marcha procedente del este dormirán en Rivas Vaciamadrid y saldrán hacia la capital a las 9.00 horas; la del sur en Getafe, y partirá a las 9.00; y la del este pernoctará en Carabanchel y saldrá a las 11.00 horas.