Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El subinspector herido en un atraco empieza a comer alimentos sólidos

Un atracador muerto y dos policías graves en un atraco a un banco en VigoUPF

El subinspector del Cuerpo Nacional de Policía herido el pasado viernes en un tiroteo durante el atraco a una sucursal bancaria de Vigo, Vicente A.B., de 41 años, sigue en la UCI pero ha empezado a comer alimentos sólidos, tal y como han indicado a Europa Press fuentes cercanas a la familia.

Estas mismas fuentes han manifestado que el agente, aunque todavía "está muy débil", "progresa muy bien" y "va por el buen camino". "Es una persona muy fuerte de salud.
Estamos muy contentos", ha trasladado esta fuente, que ha indicado que Vicente A.B. puede hablar, pero todavía no ha comentado nada acerca de lo ocurrido.
El subinspector recibió cinco disparos de bala en el torso, uno de ellos a la altura del pulmón, en un tiroteo ocurrido el pasado viernes durante un atraco a una oficina de Abanca de Vigo, tras lo que tuvo que ser trasladado en ambulancia en estado crítico al Hospital Xeral, donde permaneció en coma inducido hasta este martes.
En el atraco fallecieron la agente Vanessa María L.C., de 36 años, que fue reanimada pero murió en el quirófano, y el atracador, identificado como Enrique L.F., alias 'el escayolista'. Además, resultó herida leve, y ya ha recibido el alta, la subdirectora de la sucursal, que fue cogida como rehén por el presunto ladrón.
Policías sin chalecos antibalas
Por otro lado, en declaraciones a Europa Press acerca de si Vicente A.B. llevaba o no chaleco antibalas en el momento del atraco, el portavoz de la Unión Federal de Policía (UFP), Agustín Vigo, ha manifestado que la versión "oficial" y que "todos" mantienen "es que no llevaba chaleco.
En todo caso, ha repetido que los sindicatos están esperando los resultados de las investigaciones para saber esto y conocer, además, cuántos chalecos hay, cuántos de ellos son para mujeres, y cuántos han sido entregados. "Que se nos informe de todo", ha recalcado Vigo, que ha insistido en que "tiene que tener chalecos todo el mundo".
Asimismo, sobre ello el sindicato ha calculado que entregar chalecos a todos los agentes del Cuerpo Nacional de Policía del territorio español (entre 64.000 y 66.000 miembros) supondría "menos de 26 millones de euros".
Según ha explicado, esta cifra es "aproximada" y se basa en un precio por chaleco de 400 euros de media y en un contexto en el que ningún agente tuviese chaleco.
Además, ha comentado que también es necesario formar a los agentes sobre cómo ponerse y ajustarse el chaleco y cómo mantenerlo. Por todo esto, el sindicato ha iniciado una campaña para que cada agente cubra una instancia personalizada para pedir su propio chaleco individual, que serán remitidas a la Dirección General de la Policía.