Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Supremo abre causa contra un senador del PP por un posible delito de malos tratos

El TS abre causa al senador del PP Borja Benítez por un posible delito de malos tratos a su exmujerEFE

"Yo tengo el poder político y el tiempo suficiente para verte hundida y ver como no levantas cabeza". Tras decir a su exmujer cosas como esta, el Tribunal Supremo ha abierto causa penal contra el senador del PP por Gran Canaria Borja Benítez de Lugo por un supuesto delito de violencia de género a raíz de una pelea que mantuvieron el pasado mes de agosto.

El Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 2 de Las Palmas de Gran Canaria, que investiga las denuncias que ambos se cruzaron, remitió la causa al alto tribunal dada la condición de aforado del parlamentario. El auto del alto tribunal designa como instructor de la causa al magistrado Antonio Del Moral, que deberá citar como imputado a Benítez de Lugo e investigar los hechos.
El Supremo declara su falta de competencia en relación con los imputados no aforados, que son la exesposa y los padres y la hermana de ésta, debiendo continuar el juzgado canario su investigación sobre estas personas.
Según la exposición razonada remitida al Supremo por la juez canaria, la expareja de Benítez de Lugo le denunció por haberla agredido el pasado 2 de agosto, cuando acudió junto a sus padres y su hermana a recoger a su hija en el domicilio de éste. Según su versión, el senador le agarró por el cuello mientras le decía "golfa de mierda te voy a matar" y le retorció la muñeca.
En su denuncia, la mujer señalaba haber sido víctima de malos tratos habituales durante el matrimonio y que su exmarido le decía cosas como "tu no eres nada sin mí; si te divorcias te vas a ver hundida en el fango; yo tengo el poder político y el tiempo suficiente para verte hundida y ver como no levantas cabeza".
Por el contrario, Benítez de Lugo denunció que había sido víctima de violencia por parte de su exmujer, ya que había sido ella y sus familiares quienes le cayeron encima tras abrir la puerta de su domicilio, que le sacaron fotografías mientras, retenido contra una pared, le amenazaron con que iban a denunciarle por no pagar la universidad a su hija. Añadió que en un momento dado consiguió zafarse y salió a la calle, donde encontró a una pareja de policías locales a quienes contó lo ocurrido.
Los senadores, como es el caso de Borja Benítez de Lugo, gozan de una protección especial por su condición de senador nacional, de tal forma que no pueden ser detenidos salvo en caso de flagrante delito, de ser investigado por el Supremo.