Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tráfico intensificará los controles sobre el uso del cinturón y los sistemas de retención infantil

Los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil intensificará entre este lunes y el próximo domingo los controles sobre el uso del cinturón de seguridad y los sistemas de retención infantil dentro de una nueva campaña de sensibilización, según ha informado la Dirección General de Tráfico (DGT).

Dentro del calendario anual de acciones que la DGT ejecuta sobre Seguridad Vial, los agentes incrementarán la vigilancia en los vehículos comprobando que todos los ocupantes de los vehículos hacen uso del cinturón de seguridad y que los menores son transportados en sus correspondientes sistemas de retención infantil.
Este tipo de campañas de concienciación son necesarias ya que, a pesar de que diversos estudios señalan que usar el cinturón de seguridad reduce a la mitad el riesgo de muerte en caso de accidente, todavía hay un porcentaje de la población que no lo usa. De hecho, el 22 por ciento de los fallecidos en 2012 en turismo y el 32 por ciento en furgoneta no llevaba puesto el cinturón, según el balance provisional a 24 horas de la DGT.
Además, de los 27 niños menores de 12 años fallecidos en turismo o furgoneta el año pasado, siete no utilizaban cinturón o silla infantil a pesar de que está demostrado que si se utilizara adecuadamente los sistemas de retención infantil se reduciría hasta en un 75 por ciento las lesiones en caso de accidente, siendo las más frecuentes, el cuello en el caso de niños hasta 2 años, la cabeza, entre los 2 y 4 años y el abdomen entre los 4 y 10 años.
En casco urbano, la posibilidad de resultar herido grave o muerto es cinco veces menor si se lleva puesto el cinturón. Para hacerse una idea, una colisión a 50 km/h sin el cinturón de seguridad equivale a caer de un segundo piso.