Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Teulada y Benitatxell, sufren cortes de agua que afectan a dos mil vecinos

La delicadísima situación hídrica que sufre la Marina Alta ya se está notando en las viviendas de más municipios. Teulada-Moraira y Benitatxell están registrando cortes intermitentes de agua que la concesionaria ha programado con la intención de «recuperar los niveles de los depósitos de cabecera». Esas interrupciones del suministro se realizan desde las 22 horas y hasta la una del mediodía y afectan a un gran número de vecinos: a lo largo de esta última noche y de esta mañana han padecido cortes 2.000 abonados, 1.300 en Teulada y 700 en Benitatxell. 

El Ayuntamiento de Benitatxell publicó en su página de Facebook un comunicado del consorcio de aguas que este municipio comparte con el de Teulada en el que advierte de que «debido al largo periodo de sequía que venimos padeciendo, a la ola de calor que propicia un consumo de agua superior al habitual y a que la empresa municipal de Xabia (Amjasa) ha interrumpido el suministro de agua procedente de la planta desaladora, siendo éste último aporte habitual y necesario a nuestro sistema, los recursos disponibles son insuficientes para un pleno abastecimiento». El comunicado añade que «desde el Consorcio de Aguas de Teulada-Benitachell se viene trabajando de forma continuada para conseguir nuevas aportaciones y dotar al sistema de un mayor caudal. Mientras persista esta situación es posible se produzca alguna intermitencia del servicio en lugares puntuales». Ante tan inquietante coyuntura este organismo «recomienda un uso moderado y racional del agua, solo y exclusivamente para usos domésticos en previsión de que ciertos parámetros puedan exceder de los límites establecidos en el RD 140/2003». Y tras «lamentar tal situación» insiste en que «se están realizando los esfuerzos pertinentes para recuperar la calidad y continuidad del suministro de agua».