Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cientos de universitarios británicos vuelven a desfasarse

Los dueños de las discotecas se frotan las manos y los vecinos están más tranquilos. Algunos dicen que este año los jóvenes se están comportando mucho mejor que en otras ocasiones.

El mayor control policial  y las multas parecen haber parecen hacer efecto, aunque muchos vecinos siguen quejándose del ruido.