Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El juez decide prorrogar la prisión provisional de los padres de Asunta dos años más

Los padres de Asunta con la pequeña en Santiagotelecinco.es

El juez ha decidido prorrogar dos años más la prisión provisional de los padres de Asunta, Alfonso Basterra y Rosario Porto, acusados del asesinato de su hija adoptiva, tal y como pedían la fiscalía y la acusación popular, mientras que ha rechazado la petición de las defensas para la puesta en libertad.

Así lo ha confirmado  el abogado de Rosario Porto, José Luis Gutiérrez Aranguren, quien ha calificado como "absolutamente negativa" esta decisión, que ve "injusta" para su cliente, puesto que ha dicho que "esperaba otra cosa" y no hay "argumentos de más peso que los reiterados" sobre el riesgo de fuga y la gravedad de los delitos de los que se les acusa.
El próximo 24 y 25 de septiembre se cumplen los dos años de prisión provisional para Rosario Porto y Alfonso Basterra, respectivamente, por lo que el pasado martes los juzgados de Fontiñas, en Santiago de Compostela, acogieron una vista con los padres de Asunta, en la que fiscalía y la acusación popular de la asociación Clara Campoamor pidieron que se ampliase la prisión provisional dos años más, hasta un total de cuatro años, una petición que el juez ha atendido este jueves.
El próximo 29 de septiembre es el día fijado en el que comenzará el juicio del caso Asunta, después de que la constitución del jurado popular sufriese un retraso el pasado mes de junio por falta de miembros válidos para conformar el tribunal.
La Fiscalía pide 18 años de prisión para cada uno de los padres como coautores de un delito de asesinato, frente a los 20 años de cárcel para cada uno que solicita la acusación popular, ejercida por la Asociación Clara Campoamor.
El abogado de Rosario Porto pedía su puesta en libertad debido a su "mal" estado de salud, y por que no descarta que se vuelva a aplazar el juicio ante la imposibilidad de encontrar número suficiente para encontrar jurado.
Queja hacia las defensas
En la resolución tomada por el juez también se incluye una queja hacia las defensas por críticas vertidas, que según explica Aranguren se refieren a reproches realizados por la abogada de Basterra hacia la Sala de lo Penal del TSXG por "dilación" en el proceso, pero en ningún caso hacia el juez, y defiende que él nunca se quejó de esas cuestiones.
Así las cosas, el periodista y la abogada seguirán en la prisión de Teixeiro en la que se encuentran desde pocos días después de que el cadáver de la niña fuese hallado el 22 de septiembre de 2013 en una pista forestal de Teo (A Coruña), acusados de haber tramado un plan para matar a la menor, que pocos días después de su muerte habría cumplido los 13 años.