Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Rastrillo de Nuevo Futuro abre sus puertas, con polémica

En medio de rumores, por fin, el Rastrillo de Nuevo Futuro, evento benéfico que reúne a personalidades y famosos de todos los ámbitos, ha abierto sus puertas esta mañana. La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, y la Infanta Pilar, presidenta de honor de la asociación, han inaugurado el Rastrillo. Ambas han negado problemas. Doña Pilar ha sido rotunda: "No he dado ningún golpe".

Y es que a última hora de ayer el Ayuntamiento informaba que no se podría inaugurar hoy porque no se había subsanado problemas en las instalaciones municipales de La Pipa.
Hace unos meses un informe detectó problemas en la seguridad del edificio que el Consistorio pensaba tener subsanados para este evento benéfico. Otros edificios, como el Palacio de Congresos y el de Cristal, fueron cerrados por el consistorio por los mismos motivos tras la tragedia del Madrid Arena.
Al final el Consistorio ha logrado en una noche de trabajos contrarreloj arreglar los problemas. La alcaldesa ha asegurado que han trabajado "hasta el último momento".
Por su parte, la Infanta Pilar, que ha inaugurado el Rastrillo junto a Botella, como estaba previsto y es tradición, ha negado presiones de ningún tipo. "No he dado ningún golpe en la mesa", ha sentenciado.