Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Organizaciones antitaurinas marcharán el sábado en Madrid para reclamar el fin de "cualquier" espectáculo taurino

La plataforma Tauromaquia es Violencia, constituida recientemente por 120 organizaciones, reclamará en una manifestación este sábado 13 de mayo por la tarde en Madrid el fin de "cualquier" espectáculo taurino en España, que se retire a estos festejos "toda" ayuda pública y que se les elimine de los listados de patrimonio cultural y bien de interés cultural, de modo que se quede fuera de la rebaja del IVA a la cultura.
Este miércoles, Laura Gonzalo, portavoz de las 17 entidades organizadoras de la manifestación, ha presentado la plataforma en una rueda de prensa en la que ha afirmado que "curar animales cotiza al 21 por ciento" mientras que maltratarlos se sitúa al 10 por ciento. "Esperamos que la manifestación sea histórica y, a partir de ahí, veremos qué acciones tomar, pero no cejaremos en nuestro empeño", ha añadido.
Además, quieren que se prohíba la participación en espectáculos o escuelas taurinas a niños, niñas y adolescentes menores de 18 años, de acuerdo con el Comité de los Derechos del Niño en la ONU.
"La tauromaquia es una actividad cruel, obsoleta, es poco rentable y es rechazada por la mayoría de los españoles. Sin embargo, por el interés de unos pocos se sigue manteniendo con dinero público y con actividades para menores", opina.
Asimismo, ha asegurado que, de acuerdo con dos encuestas "independientes" de Ipsos Moori y de la Universidad de Cambridge, entre 2007 y 2015 los festejos en las plazas disminuyeron un 52 por ciento, lo que da cuenta del "escaso" interés de los españoles, de los que "solo el 6,9 por ciento" asistieron a una corrida de toros el año pasado. "La feria de Sevilla solo consiguió cuatro llenos y la Plaza de Toros de Bilbao tuvo pérdidas", ha afirmado.
Por ello, ha anunciado que la nueva plataforma estudiará "todas las alternativas" para lograr su "fin último" que es acabar con el "maltrato animal legalizado". Para ello, han establecido una "hoja de ruta" con varias medidas como la eliminación de "cualquier espectáculo taurino de los incluidos en bien de interés cultural y patrimonio cultural", eliminar todas las ayudas públicas a espectáculos taurinos y no reducirles el IVA. "Esperamos que la manifestación sea histórica y, a partir de ahí, veremos qué acciones tomar", ha añadido.
Por su parte, el veterinario y presidente de la Asociación de Veterinarios Abolicionistas de la Tauromaquia (AVATMA), José Enrique Zaldívar, ha explicado que los animales sufren en el todos los festejos taurinos, no solo en los tercios de las corridas de toros, sino también en el campo, en los tentaderos y en las capeas y que por eso su postura es la abolición de todos los espectáculos taurinos en España.
Zaldívar ha denunciado que "el manejo de ganaderías de lidia no cumple con la normativa europea" y ha acusado a los ganaderos de hacer sufrir a las reses en los tentaderos, entrenamientos de toreros, banderilleros, rejoneadores, igual que a los alumnos de la tauromaquia, así como a los aficionados que compran reses para lidiarlos y matarlos en ganaderías.
Igualmente, ha expuesto que únicamente el 8,9 de los profesionales de la tauromaquia (toreros, rejoneadores y novilleros) ha toreado algún toro el año pasado y que el 73 por ciento de las ganaderías de lidia "no vendió ni un solo animal para un festejo en plaza", de modo que las ganaderías se mantienen, en un 40 por ciento, de las subvenciones europeas de la PAC.
SUFRIMIENTO DE LOS TOROS
Del mismo modo, ha dicho que también en otros festejos, más allá de las corridas, en los que no hay sangre, "sí hay un sufrimiento claro, emocional y físico" de los toros. En definitiva, ha apostillado que su postura es la abolición de todos los espectáculos taurinos en España.
En la rueda de prensa, los organizadores han culpado de esta "innegable tradición española" al Rey Fernando VII, "déspota y absolutista" cuya llegada al trono "fue mermando" el pensamiento de la Ilustración y fue una "gran amante de las corridas de toros" y autor de la primera escuela de tauromaquia en España.
Finalmente, Gonzalo ha garantizado que "no cejarán" hasta conseguir el fin de la tauromaquia porque "solo" así se conseguirá construir "una sociedad digna de llamarse civilizada" y en la estas actividades quedarán "relegadas a la más profunda vergüenza" por haber priorizado la diversión por encima del "dolor terrible, la humillación y el desprecio más absoluto hacia el sufrimiento de un ser vivo inocente".