Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nuevo golpe a la pornografía infantil

Una operación a nivel internacional con 50 detenidos en 15 países, once de ellos en España, todos distribuía e intercambiaban el material pedófilo a través de la aplicación WhatsApp.

En los registros los investigadores han encontrados miles de archivos pedófilos, un material de extrema gravedad que los 50 detenidos intercambiaban a través  de 41 grupos de WhatsApp.

El hallazgo de un chat en el que participaban pedófilos de diferentes nacionalidades  alertó a la policía española y pronto se inició una investigación coordinada en 25 países, donde muchos de los detenidos son padres de familia.

En España hay once detenidos, entre ellos un sevillano de 17 años que además administraba uno de los grupos. El único español que ha ingresado en la cárcel es un joven de Tarragona que cuenta con antecedentes por delitos similares, es la cuarta vez que lo detienen.