Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Buscan a Sofía, una menor de 15 años desaparecida en Torrejón de Ardoz (Madrid)

La familia de Sofía, una joven de 15 años vecina de Torrejón de Ardoz, la está buscando desde que desapareció de su domicilio el pasado 10 de mayo, cuando fue vista por última vez en la estación de Renfe antes de coger un tren. Su familia teme que se haya ido con un joven con el que ha mantenido una "relación tormentosa".

Así lo ha explicado su madre, Mar Mendoza, quien ha relatado que la última vez que vio a su hija fue el sábado 10 de mayo a las 19 horas. Ella pensaba que había quedado con sus amigos para ir a Coslada y le advirtió de que no podía llegar más tarde de las 22.30 horas a casa, pero la joven nunca volvió.
Fue la madrugada del domingo ha llamado a su hija al teléfono móvil casi "medio centenar de veces" y desde el primer momento ha dado apagado. Los amigos de su hija le han confesado que no quedaron con ella aquella tarde.
Con el paso de los días Mar ha ido sospechando con más fuerza que la menor, que no es la primera vez que abandona el hogar familiar, pueda haberse escapado con un joven de 19 años con el que comenzó una relación en 2013. "Dos días después de desaparecer, le llamé por teléfono muy temprano y le dije que si sabía algo de mi hija. Me contestó en todo momento que no se había relacionado con ella desde hace un mes", ha relatado.
"Me temo que están juntos"
Sin embargo, la madre no cree las palabras del joven ya que los amigos de Sofía le han confesado que entre ellos había contacto telefónico. También ha apuntado que sobre él pesa una orden de alejamiento. "Sofía decía que le había pegado un bofetón en broma y él perdió los estribos y fue a atacarla con una cuchilla", ha confesado.
"Mi hija es una niña adolescente muy confusa con sus altos y bajos, de buen corazón, muy coqueta, que se pasa la vida haciéndose fotos. Yo creo que me quiere, lo que pasa es que ahora con la adolescencia, cree que soy su enemigo", ha declarado la madre.