Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Méndez de Vigo responsabiliza a Cataluña del retraso del pago de las becas a los 160.000 alumnos catalanes

Apuesta por acabar con la "disparidad" de precios de matrículas universitarias
El ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, ha responsabilizado a la Generalitat de Cataluña del retraso en la distribución de los fondos para el pago de la cuantía fija de las becas generales a los 160.000 alumnos catalanes beneficiarios porque ha tardado "cuatro meses" en contestar la propuesta de convenio enviada por el ministerio.
Así ha respondido el titular de Educación este martes 31 de enero, en el 'Desayuno Informativo' de Europa Press al 'tuit' enviado hace unos días por el presidente catalán, Carles Puigdemont, que afirmó que este retraso del pago de las ayudas por parte del Gobierno es un "escándalo" y una "vergüenza".
"El ministerio envió el documento (borrador del convenio) a principios de julio y no respondieron hasta finales de octubre con sus aclaraciones y comentarios. Hubo que volver a negociarlo y hasta principios de noviembre no hubo documento definitivo. Esos cuatro meses de falta de contestación por parte de Cataluña son las que han motivado el retraso. Falta la firma de la consejera", ha explicado.
Asimismo, ha indicado que le gustaría que "esto no vuelva a suceder", aunque, para ello, "hay que contar con la otra parte" y ha asegurado que su departamento está trabajando para que el dinero de las becas se distribuya cuanto antes, pues tiene el "máximo interés y seguridad" para que así sea.
Sobre las diferencias de precios de las matrículas universitarias entre comunidades autónomas, Méndez de Vigo ha afirmado que es partidario de "homologar" los precios y que está trabajando de manera "constructiva" con los rectores y las comunidades autónomas en este sentido. "Estamos trabajando para evitar esta disparidad, para que las diferencias no sean tan grandes", ha apostillado.