Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Martina Klein: "Álex es un padrazo, es para comérselo"

La modelo Martina Klein ha vuelto a posar para los medios en un evento en el que ha ejercido de embajadora de la marca infantil Chicco, coincidiendo con su reciente nueva maternidad, ya que hace cuatro meses nació Érika, la hija que tiene en común con el extenista Álex Corretja. "Estamos súper embarcados en un proyecto familiar muy intenso, muy completo y estamos muy bien así", ha explicado Martina, que descarta planes de boda con su pareja, por suponer "un estrés" en su vida, que ahora mismo no desea. Sobre la pequeña Érika, Martina ha detallado que "tiene una sonrisa preciosa" y que tiene su color de ojos, "pero la forma son bastante Corretja", puntualiza. Respecto a su pareja, "Álex es un padrazo y eso ya lo había visto, lo que pasa es que ahora verle ejercer con un bebé es como para comérselo a él y a la niña, por toda la química que hay entre ellos", detalla. "Érika ha venido confirmar un sueño que veníamos teniendo, sobre todo yo que tenía muchas ganas de tener un bebé", ha admitido la modelo que ha repetido maternidad a los 40 años y 11 años después de tener a su primer hijo, fruto de su primer matrimonio. "La maternidad a los 40 es más divertida, detallista, me gusta decir que es como cuando ves una película por segunda vez", dice Martina. En este sentido, reconoce que le sorprende todas las innovaciones que hay en el universo infantil en relación a cuando fue madre por primera vez, como el trío de paseo StyleGo, que acompaña al bebé desde su nacimiento hasta los 3 años.