Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una semana de búsqueda del culpable de la tragedia del Madrid Arena

El Ayuntamiento de Madrid interpondrá una denuncia contra el promotor de la fiesta de Halloween organizada el pasado miércoles en el Madrid Arena, Miguel Ángel Flores, ante el Juzgado de Instrucción número 51, cuando se cumple una semana de la avalancha que tuvo lugar en la madrugada del día 1 de noviembre y que se cobró la vida de cuatro jóvenes y una quinta permanece en el hospital en estado muy grave. Mientras los investigadores y el juez siguen intentando concretar el número exacto de asistentes. El primer informe policial solo afirma que el aforo estaba "sobradamente sobrepasado".

El Consistorio ha explicado que interpondrá una denuncia ante el juez "en defensa de los intereses de los madrileños. En un comunicado, el Ayuntamiento ha anunciado, además, que Madrid Espacios y Congresos va a emprender acciones legales contra el promotor del evento, organizado por Diviertt, al haber "mentido" en los datos inicialmente facilitados sobre el número de entradas vendidas y el aforo real.
El Consistorio ha reiterado "la total colaboración" del Gobierno de la Ciudad de Madrid con los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y los Tribunales de Justicia "para el esclarecimiento total de los hechos acontecidos en el Madrid Arena el pasado 1 de noviembre".
Esta decisión del Consistorio se produce después de que el magistrado instructor de las diligencias previas incoadas por los hechos acaecidos en el pabellón Madrid Arena haya afirmado, a través de un comunicado remitido por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM), que el informe policial señala que el aforo estaba "sobradamente sobrepasado".
Dicho informe, en poder del juzgado, únicamente especifica que el aforo "estaba sobradamente sobrepasado, sin especificar un número concreto, en estos momentos imposible de determinar".
Lo que sí apunta el informe policial como posible causa de los hechos es que, instantes antes de producirse el fatal desenlace, "un número indeterminado pero muy importante de personas, que se encontraba haciendo botellón, saltándose los tornos y sin ningún título de entrada, tomó al asalto el recinto coincidiendo con el inicio de la actuación del DJ estrella de la velada".
Primeros datos del aforo
El pasado jueves, tras conocerse lo ocurrido, el vicealcalde de Madrid, Miguel Ángel Villanueva, compareció ante los medios para explicar que la principal hipótesis sobre la causa de la avalancha era el estallido de una bengala o un petardo, y que, a tenor de lo que indicara la investigación, se determinaría si hubo o no un fallo en los controles de seguridad de acceso al recinto .
En ese momento, Villanueva también recalcó que, según la información recopilada y ofrecida por parte de la organizadora del evento, no hubo exceso de aforo, dado que Madrid Arena cuenta con una capacidad de 10.600 localidades y la organización de la fiesta les había comunicado que vendió 9.650 entradas para el evento.