Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Madrid niega que la educación pública "haya muerto"

Centenares de profesores escenificaron la muerte de la educación este domingo

La consejera de Educación y Empleo de la Comunidad de Madrid, Lucía Figar, ha negado este lunes que la educación "haya muerto", tal y como representaron este domingo decenas de profesores con una 'flashmob', y ha asegurado que los Institutos de Educación Secundaria funcionaron "con normalidad".
Preguntada en un chat de ABC,  por si quería mandar "palabras de recuerdo" a la educación pública que ha fallecido, en relación a la movilización que tuvo lugar ayer donde los profesores simularon un infarto colectivo para escenificar que la educación pública ha muerto, Figar ha respondido que "de eso nada".

"Los institutos han funcionado con total normalidad durante la pasada semana, con los horarios a 20 horas en general, y los apoyos y refuerzos previstos en la normativa", ha indicado, destacando que Madrid "está a la cabeza de España en las evaluaciones que realiza el Ministerio de Educación y también se sitúa como mejor Comunidad en el Informe PISA".

Sobre la posibilidad de "ceder" y ampliar a 19 horas lectivas, Figar ha señalado que impartir 20 horas semanales "está dentro de la normativa que establece el Ministerio de Educación para los funcionarios docentes de toda España, y no afecta a su jornada laboral, ni a sus condiciones de trabajo, ni a su sueldo, ni a sus períodos de vacaciones". "Es una medida necesaria en tiempos de crisis, y a mi modo de ver, equilibrada y razonable", ha dicho.

También se ha referido a las movilizaciones de las últimas semanas, y ha considerado que la respuesta de los sindicatos y profesores no hubiera sido la misma si el Gobierno de la Comunidad de Madrid estuviese en manos de un partido de izquierdas. "Le aseguro que no", ha señalado.

Según ha criticado la responsable de Educación, los sindicatos "no han protestado por los 5 millones de parados ni por los recortes sociales realizados por Zapatero". En concreto, ha añadido que "en el ámbito de educación, tampoco se quejaron por el recorte salarial del 5 por ciento a los maestros y profesores o la limitación de las convocatorias de oposiciones a todas las CC.AA".

En la misma dirección, ha insistido en que las 20 horas lectivas semanales "no van a suponer una merma en la calidad de la enseñanza", en que se van a mantener los apoyos y refuerzos para los alumnos que lo necesiten según establece la normativa y que se contratarán a los interinos que sean necesarios.

"El profesor interino no ha ganado plaza en la oposición y por tanto no es funcionario. Su contratación esta sujeta a las necesidades del sistema educativo; por tanto, contrataremos a todos los que hagan falta, pero no a más de los necesarios. Así entendemos que administramos bien los impuestos de los ciudadanos", ha sentenciado.