Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Condenan el torero Juan José Padilla a 7 meses de prisión por agredir a unos policías

Padilla, que ha declarado por videoconferencia desde los juzgados de Jerez de la Frontera (Cádiz), ha reconocido haber cometido la agresión de la que se le acusaba.ARchivo EFE

El diestro que admitió haber agredido a los dos agentes de Hondarribia, en  Guipúzcoa, tendrá que pagar una multa de 400 euros

El torero Juan José Padilla ha sido condenado a siete meses de prisión y a pagar una multa de 400 euros por agredir, en julio de 2010, a unos policías locales de Hondarribia (Guipúzcoa), según han informado fuentes conocedoras de la resolución judicial.
En el juicio celebrado este martes el Juzgado de lo Penal número 2 de San Sebastián en la capital guipuzcoana, Padilla, que ha declarado por videoconferencia desde los juzgados de Jerez de la Frontera (Cádiz), ha reconocido haber cometido la agresión de la que se le acusaba.
La Fiscalía de Guipúzcoa solicitaba para el diestro una pena de un año y ocho meses de prisión, además de una multa por una falta de lesiones, aunque, finalmente, ha sido condenado a una pena 7 meses de cárcel, que no cumplirá al no tener antecedentes penales y con la condición de que no vuelva a cometer delitos en los próximos tres años, al haberse alcanzado un acuerdo de conformidad con el ministerio fiscal.
Los hechos sucedieron en la localidad guipuzcoana de Hondarribia sobre las tres y media de la madrugada del 17 de julio del 2010, día en el que el torero viajaba de copiloto cuando su coche fue interceptado por la Policía municipal para practicarle un control de alcoholemia.
Al parecer, Padilla propinó un golpe al aparato que portaban los agentes para evitar que el conductor se sometiera al test e "inmediatamente" golpeó en la mano al agente que portaba el etilómetro, adoptando "una posición agresiva".
Como consecuencia de este hecho, uno de los agentes sufrió diversas lesiones que consistieron en "una tendinitis en el hombro", que no necesitó de tratamiento médico para curarse, aunque la duración de la lesión se prolongó 30 días.
El juicio tenía que haberse celebrado el pasado mes de diciembre, pero la vista fue aplazada tras la grave cogida que Padilla sufrió el 7 de octubre de 2011 en la plaza de toros de Zaragoza.