Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jesús Castro: "Me apetece hacer de policía"

El actor gaditano, Jesús Castro, ha asegurado que le gustaría pasar al otro lado e interpretar a un policía, para mostrar que puede hace otro papel que no sea el de malo, como le toca hacer la mayor parte de las veces.

Además, ha confesado que lo que más cuida y cambia de su estilismo es su barba. El actor asegura que no le guste que se la toquen y es él mismo quien se ocupa de cortarla y recortarla, hasta tal punto que en un solo día es capaz de lucir hasta cuatro estilismos diferentes. 

También asegura suele tener las cosas bastante claras a la hora de elegir vestuario y aunque admite que recibe consejos de las mujeres de su vida como su madre y su chica, la televisiva modelo Anabel Hernández. "Saben que soy bastante cabezón y cuando digo 'blanco' es blanco", ha comentado el gaditano.

El actor, que saltó a la fama con la película de 'El Niño' y que ahora protagoniza la serie que emite Telecinco 'Perdóname, señor', asegura que a pesar de su meteórica carrera en la interpretación aún tiene "la 'L' de novato" y es "novatísimo".

También confiesa que su mito femenino en el mundo de la interpretación es la actriz Charlize Theron. "Me parece un bellezón de tía y me parece también una actriz como la copa de un pino", ha asegurado sobre la estadounidense. 

Asimismo y aunque son múltiples los halagos que recibe por su aspecto físico, Jesús Castro ha querido restar importancia a eso: "Si das bien en cámara obviamente es una casilla que tienes rellena, pero si das una patada a la pasarela, te salen 50 más altos, más guapos, más fuertes y con los ojos más bonitos". "Lo importante es el trabajo que hay detrás de las cámaras y que la gente no ve", ha puntualizado en alusión a la formación que está recibiendo en interpretación.